Domingo, 16 de Diciembre de 2007

Narbona dice que la posición de EEUU permitirá tener un Protocolo más ambicioso que Kioto

EFE ·16/12/2007 - 11:54h

EFE - La ministra española de Medio Ambiente, Cristina Narbona, intervine durante la tercera sesión de la Convención Marco de la ONU sobre Cambio Climático (UNFCCC) en Nusa Dua el pasado 12 de diciembre.

La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, aseguró hoy que la nueva posición de Estados Unidos permitirá disponer de un Protocolo de lucha contra el cambio climático "más ambicioso" que el de Kioto.

Narbona, en declaraciones a EFE, consideró que esa posición de Estados Unidos anticipa además el compromiso "explícito e intenso" que ese país tendrá en la lucha mundial contra el calentamiento global tras las elecciones presidenciales del próximo año.

La ministra de Medio Ambiente hizo estas consideraciones en Madrid, tras regresar de la isla indonesia de Bali, donde ha asistido a la conferencia de cambio climático de Naciones Unidas.

Celebró que la reunión de Bali haya definido la senda que se deberá seguir hasta disponer, en el año 2009, de un borrador de nuevo protocolo, con el fin de que los países puedan ratificarlo durante los años siguientes y entre en vigor en 2013 -la vigencia del de Kioto vence en 2012-.

Narbona subrayó además la importancia de que los países en vías de desarrollo hayan asumido también que deberán reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero, y que dispondrán para ello de apoyo tecnológico y financiero de los países más ricos.

Sobre la decisión final de Estados Unidos de sumarse al consenso internacional, la ministra opinó que esa posición deriva sobre todo de la presión interna que vive la administración estadounidense desde hace varios meses.

Observó que más de veinte estados y seiscientos ayuntamientos estadounidenses han impulsado ya planes para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

A esas administraciones se han sumado, dijo la ministra, las grandes empresas, que han presionado para participar en los mercados de carbono, para orientar sus inversiones, y para aprovechar las oportunidades que pueden ofrecer las energías renovables o la eficiencia energética.

"La ecología empieza a adoptar una dimensión económica y social", dijo la ministra, y valoró que en la lucha mundial contra el calentamiento global se impliquen, además de las organizaciones sociales y de la comunidad científica, cada vez más países y más empresas.

Narbona subrayó además el papel de liderazgo que en Bali ha ejercido la Unión Europea, y situó la reunión de Bali y el papel que allí han desempeñado los países europeos "en la línea de los mejores momentos de la historia de la UE".

Aseguró que "la UE se ha tomado muy en serio estos retos", y celebró que España se encuentre entre el grupo de países que está "a la cabeza del mundo en la defensa de una transformación de la economía" para combatir el cambio climático.