Archivo de Público
Martes, 5 de Enero de 2010

La obesidad es tan peligrosa como el consumo de tabaco, según un estudio

EFE ·05/01/2010 - 04:04h

EFE - Cifras de organismos del Departamento de Salud indican que alrededor del 60 por ciento de la población de este país está excedida de peso o es obesa. EFE/Archivo

La obesidad en Estados Unidos se ha convertido en un factor de riesgo para la salud tan o más grave que el consumo de tabaco, afirmó un estudio divulgado por la Revista American Journal of Preventive Medicine.

Cifras de organismos del Departamento de Salud indican que alrededor del 60 por ciento de la población de este país está excedida de peso o es obesa.

Eso representa un aumento en el número de enfermedades cardiovasculares, diabetes y algunos tipos de cáncer y por consiguiente un incremento en los gastos de salud.

Según científicos de la Universidad de Columbia y el City College de Nueva York, el análisis de entrevistas a más de 3.500.000 de individuos realizadas entre 1993 y 2008 determinó que la obesidad se ha convertido en un peligro tan grave para la salud como el consumo del tabaco.

Las entrevistas incluyeron preguntas sobre la calidad de vida, problemas de salud, así como un estudio sobre salud mental física de la población en general.

Los investigadores indicaron que entre 1993 y 2008, cuando la proporción de fumadores declinó en un 18,5 por ciento en Estados Unidos, la pérdida de calidad en años de vida se mantuvo estable en un nivel de 0,0438.

Durante ese mismo lapso, la obesidad en la población aumentó en un 85 por ciento lo que significó una pérdida de calidad en años de vida de un nivel de 0,0464.

En esos años, el consumo de tabaco se reflejó en el número de muertes, en tanto que el impacto mayor de la obesidad se produjo en la cifra de enfermedades, según los científicos.

Aunque la expectativa de vida haya mejorado con el tiempo, el aumento de la contribución a la mortalidad que representa la obesidad podría llevar a una declinación futura en esa expectativa de vida, advirtieron los científicos.

Añadieron que los datos de su investigación son esenciales para reducir riesgos modificables para la salud como el consumo del tabaco y la obesidad.