Archivo de Público
Lunes, 4 de Enero de 2010

Rusia reinicia el flujo de petróleo a las refinerías bielorrusas

Reuters ·04/01/2010 - 16:33h

Rusia dijo el lunes que reanudó la provisión de petróleo a las refinerías de Bielorrusia, pero aún persisten las tensiones en una disputa acerca de las entregas de crudo entre el mayor productor mundial de energía y su vecino ex soviético.

El viceprimer ministro ruso Igor Sechin dijo el lunes: "Ayer nosotros iniciamos los envíos a las refinerías bielorrusas", según fue citado por la agencia de noticias Interfax.

Después de encontrarse con Sechin, el primer ministro Vladimir Putin dijo que él esperaba cerrar un acuerdo con Bielorrusia por el abastecimiento de petróleo en algún momento cercano, agregó Interfax.

Pero más temprano el lunes, Minsk advirtió de que podría recortar el suministro de electricidad a Rusia, elevando las tensiones en la discusión entre las dos naciones ex soviéticas, una diferencia que estalló en la víspera de Año Nuevo.

Eso planteó temores de otra alteración en la provisión de energía para los consumidores de la UE en pleno invierno, como Alemania, que compra el 15 por ciento de su petróleo al brazo bielorruso del oleoducto Druzhba.

El precio del petróleo subía el lunes a 81 dólares por barril, máximo en más de dos meses, parcialmente por la disputa, aunque el petróleo fluía normalmente a los clientes de la UE a través del oleoducto de Druzhba, que transporta el petróleo desde los yacimientos rusos en el oeste de Siberia.

En una señal del aumento de la tensión, la compañía eléctrica estatal de Bielorrusia dijo que la falta de un acuerdo apropiado para regular el suministro eléctrico implicaba que podría tener que cortarlo al enclave ruso de Kaliningrado, en el mar Báltico.

"El lado bielorruso se verá obligado a detener el tránsito comercial no sancionado de electricidad a lo largo de la red bielorrusa, lo que podría amenazar la provisión para los clientes de Kaliningrado", dijo en un comunicado una unidad de Belenergo.

Un portavoz de la empresa rehusó hacer otros comentarios.

Rusia, mayor productor mundial de petróleo y gas, en reiteradas ocasiones chocó con sus vecinos, particularmente Ucrania, por los precios energéticos subsidiados parecidos a los de la era soviética.

Pero varios inviernos de perturbaciones en el abastecimiento también han tensado los vínculos con la UE, el mayor socio comercial de Moscú.

Ahora la atención ha pasado a Bielorrusia, que está en una disputa con Moscú sobre qué proporción del impuesto a las exportaciones debería pagar a Rusia por un abastecimiento que luego es refinado y exportado a Occidente, un pilar de la economía bielorrusa, de 50.000 millones de dólares.

Políticos en la UE y Estados Unidos en repetidas ocasiones han acusado a Rusia de usar sus vastos recursos energéticos para hacer que sus vecinos la obedezcan, aunque Moscú dice que simplemente está tratando de aplicar precios de mercado a su suministro de energía.

En los días previos al año nuevo, los temores sobre el abastecimiento de energía a la UE se habían centrado en Ucrania, a través de la cual Rusia bombea un quinto del abastecimiento de gas de la UE.

El fin del año tradicionalmente marca el final de los contratos energéticos en la ex Unión Soviética.