Viernes, 14 de Diciembre de 2007

El PP e IU obligan a Areces a gobernar con prórroga presupuestaria

EFE ·14/12/2007 - 12:58h

EFE - El presidente del Principado de Asturias, Vicente Álvarez Areces, a su llegada a la reunión del Comité Federal del PSOE, el 17 de noviembre.

PP e IU sumaron hoy sus votos en la Junta General del Principado para rechazar el proyecto presupuestario elaborado por el Ejecutivo socialista de Vicente Álvarez Areces, que por primera vez desde que accedió al cargo en 1999 se verá obligado a gobernar prorrogando las cuentas públicas de la comunidad.

La enmienda de totalidad presentada por IU contó con el apoyo de 24 diputados -los 20 del PP y los 4 de la coalición- tres más que los del grupo socialista que sustenta en minoría al Ejecutivo regional con 21 parlamentarios.

Tras aprobar el presupuesto, que se eleva a 4.170 millones de euros, un 7 por ciento más que en 2007, el Gobierno se reunió con ambos grupos sin que fuera posible un acuerdo a pesar de los llamamientos de sindicatos y patronal para evitar la prórroga presupuestaria, "presionados por el Gobierno", según el PP.

El presidente del Principado había apelado a la responsabilidad de las fuerzas políticas de la oposición, pero también había advertido de que, pese a la prórroga, gobernará "con firmeza" y que hará uso de todos los medios democráticos a su alcance para poner al servicio de la sociedad los recursos de que se dispongan.

Areces se refería así a los créditos extraordinarios que deberán ser sometidos a votación en el Parlamento regional para poder contar con inversiones que no tengan financiación plurianual de años anteriores o que no estén recogidos en los presupuestos de este año.

Proyectos emblemáticos de este Gobierno, como el centro Niemeyer diseñado para Avilés o el nuevo Hospital Central de Asturias, en Oviedo, tienen así garantizada su financiación.

El debate presupuestario de hoy se ha desarrollado con rapidez, dado que ningún grupo ha hecho uso del derecho de réplica y se han limitado a fijar posición en el caso de IU sobre su enmienda de totalidad, el PP sobre la suya y el PSOE sobre ambas.

El portavoz de IU, Jesús Iglesias, ha incidido en que su grupo no podía respaldar un presupuesto con grandes carencias en materia y política social y ha hecho un llamamiento al grupo socialista y al gobierno a retomar la negociación y abandonar la "orfandad" en la que, en su opinión, se encuentra instalado el Ejecutivo autonómico.

Desde el PP, sin embargo, ha sido la política fiscal la que ha llevado a sus 20 diputados a sumarse a la enmienda de totalidad de IU, que fue la que salió adelante al ser la primera en votarse.

Según la diputada popular Alejandra Cuétara, su grupo no está en disposición de apoyar un presupuesto para 2008 que incrementa en más de dos puntos la presión fiscal en Asturias, aunque ha asegurado que sí están dispuestos a dar apoyos puntuales al Gobierno en cuestiones como la mejora de la financiación de la Universidad de Oviedo.

Desde el grupo socialista, Fernando Lastra ha acusado a los dos grupos de oposición de "pervertir" los mecanismos democráticos y parlamentarios por sumar sus votos a enmiendas que tienen su origen en motivos contrapuestos y ha reivindicado la mayoría minoritaria del PSOE en la Cámara asturiana como la única legítima.

Lastra, que ha cargado especialmente contra IU por rechazar unos presupuestos que mejoran los vigentes -aprobados cuando la coalición formaba parte del Ejecutivo regional en la pasada legislatura- ha defendido la legitimidad de gobernar en minoría, algo que, según ha subrayado, no puede considerarse como algo "anómalo o extraño".