Viernes, 14 de Diciembre de 2007

Los precios se disparan un 4,1% y alcanzan su mayor cota desde enero de 2006

El IPC interanual alcanza el 4,1% tras aumentar el 0,7% en noviembre.

PÚBLICO.ES ·14/12/2007 - 08:58h

El Índice de Precios de Consumo aumentó el 0,7% en noviembre, lo que situó la inflación acumulada en el 3,8% y la tasa interanual se elevó hasta el 4,1% por ciento, cinco décimas más que en octubre, según los datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística.

Se trata de la inflación más alta registrada desde enero del año pasado.

La inflación subyacente, que excluye de la tasa general los precios de la energía y los alimentos frescos, subió cinco décimas el mes pasado, y su tasa interanual se situó en el 3,2%.

El secretario de Estado de Economía, David Vegara, ha reconocido que la subida "no es un dato positivo" y ha augurado que habrá un "descenso marcado a partir de primavera".

Vegara sostiene que el incremento de precios registrado es "transitorio y exógeno", ya que se debe a notables subidas en los precios internacionales de determinadas materias primas, como el petróleo y los cereales, y es "extensible a toda la zona euro".

Ha recordado, además, que "este tipo de 'shocks' ya se han dado en otras ocasiones en los últimos años, y se puso de manifiesto la capacidad de la economía española para hacer frente a este tipo de situaciones y volver en un período razonable de tiempo a tasas de inflación sustancialmente menores".

Vestido y calzado, lo más inflacionista 

Los grupos de precios más inflacionistas de noviembre fueron el vestido y el calzado, que aumentaron un 3,2% por los últimos efectos de la temporada de invierno, y su peso en la subida del IPC fue de casi tres décimas, mientras que los carburntes hicieron subir un 1,4 por ciento el transporte, responsable del alza de dos décimas de la inflación.

Pese a la subida del transporte, el INE destaca la bajada de los precios de los automóviles.

En noviembre también se siguieron encareciendo los alimentos y bebidas no alcohólicas, un 0,9%, debido principalmente a la subida de la leche, el queso y otros lácteos así como la carne de ovino y los pescados.

Las subidas alimentarias hicieron elevarse la inflación otras dos décimas. La vivienda subió cinco décimas por el encarecimiento de los combustibles para calefacción.

Por el contrario, en noviembre bajó el precio del ocio y la cultura, debido a la disminución de precios de los viajes organizados, así como las comunicaciones, un 0,1%, el mismo porcentaje en que bajaron los hoteles, cafés y restaurantes.

La carne de ovino, la que más sube 

Al analizar las subidas por rúbricas, la carne de ovino ha sido la que más se ha encarecido en un mes, un 5,5%, seguida de la ropa de mujer (4,4%), la leche (4,1%) y las prendas de vestir de hombre (3,1%).

En los últimos doce meses, los precios que más han subido han sido los del transporte, un 6,6 por ciento frente al 4,9 de octubre, por el encarecimiento de carburantes y lubricantes, frente a las bajadas registradas en noviembre de 2006.

Beber y comer, más caro 

Los alimentos y bebidas no alcohólicas son un 6,3% más caros con respecto a noviembre del año pasado, debido sobre todo a la subida de la leche y sus derivados y la carne de ovino.

En concreto, el encarecimiento de la leche en el último año es responsable de un 30 por ciento de la subida de precios de los alimentos y bebidas no alcohólicas, mientras que el alza de los carburantes ha repercutido un 20,4%  en este mismo grupo, según las estimaciones del INE.

Los precios del grupo de la vivienda han subido un 4,7 por ciento por el aumento de los precios del combustible para calefaccin.

La enseñanza se ha encarecido un 4,1%, cuatro décimas menos que en octubre, porque los precios de la educación infantil han subido menos que hace un año.

En noviembre, la comunidad más inflacionista fue Navarra, donde los precios subieron 1,1 puntos, seguida de Asturias, Baleares, Canarias y Cantabria, con subidas de precios de consumo de un punto.

El IPC subió en La Rioja nueve décimas, ocho en Andalucía, Castilla y León, Castilla La Mancha, Galicia y Murcia; siete en Aragón, Cataluña y País Vasco y seis décimas en la Comunidad Valenciana y la ciudad autónoma de Melilla.

Donde menos subieron los precios, cinco décimas, fue en Extremaura, Madrid, y Ceuta.

Noticias Relacionadas