Jueves, 13 de Diciembre de 2007

Las familias dependen de su casa

La vivienda habitual es el 80% de la riqueza de los hogares, que ha crecido un 68% en tres años

VIRGINIA ZAFRA ·13/12/2007 - 22:17h

Los hogares españoles son, en general, cada vez más ricos y su patrimonio más sólido. A esa conclusión llega el Banco de España con los resultados de la última Encuesta Financiera de las Familias, aunque también reconoce que cada vez es mayor el porcentaje de hogares que tienen problemas de sobreendeudamiento.

Según ese estudio, que la institución financiera elabora cada tres años, las familias aumentaron un 68% su riqueza neta -patrimonio menos deudas- entre 2002 y 2005. Esa mejora de su situación se produjo, en su mayor parte, gracias a la revalorización de las viviendas, que ya representan el 80% de su patrimonio.

El Banco de España no encuentra ningún problema en este elevado peso del segmento inmobiliario, sino más bien al contrario. El director del Servicio de Estudios del organismo, José Luis Malo de Molina, aseguró ayer en rueda de prensa que es un "factor de solidez patrimonial" para el futuro, aunque admite que hay ciclos de bajada en el precio de la vivienda que pueden afectar a esta riqueza.

Y es que el patrimonio inmobiliario, el que se considera más palpable, es a la hora de la verdad el menos tangible, puesto que no tiene un valor real hasta que se vende.

Los aspectos del mercado inmobiliario que sí criticó Malo de Molina fueron el escaso desarrollo del mercado del alquiler -el 81,3% de los hogares son propietarios de su vivienda- y la dificultad de acceso de muchos jóvenes a un inmueble -en este grupo, el porcentaje de propietarios baja al 68,3%.

Más ricos y más endeudados
Aunque las familias son, en general, cada vez más ricas, sus deudas están creciendo en los últimos años a mayor velocidad que su patrimonio. El Banco de España tampoco lo considera preocupante porque, de momento, la riqueza es diez veces superior a las deudas -suponen el 9,3%, frente al 8,6% de 2002-. Claro que también es verdad que cada vez hay más hogares endeudados. Al término de 2005, el 49,6% de las familias residentes en España tenían préstamos por pagar, frente al 43,6% de tres años antes. En el grupo de edad de entre los 34 y los 44 años la cuestión es más sangrante, ya que la cifra asciende al 70,4%.

El importe mediano de la deuda es de 31.400 euros (un 29,8% más que tres años antes), aunque en el caso de los jóvenes, el compromiso con las entidades financieras se eleva a 60.100 euros.

BE: no existe burbuja inmobiliaria en España
El director del Servicio de Estudios del Banco de España, José Luis Malo de Molina, aseguró ayer que no existe ninguna burbuja inmobiliaria en España, aunque sí una cierta sobrevaloración que se va absorbiendo según se modera el crecimiento del precio de la vivienda.

Hace poco más de un año, Malo de Molina cifraba entre el 30 y el 35% esa brecha al alza. Ayer no dio datos concretos pero sí dejó claro que la distancia entre el precio real y el de mercado es cada vez menor. Además, le quitó hierro al riesgo de una bajada de precios. A su juicio, la vivienda es un activo con tendencia a la revalorización a largo plazo, así que un descenso puntual no tendría importancia.

El Banco de España puso ayer un punto más de optimismo al asegurar que los hogares se han comportado de manera prudente en los últimos años, pese al fuerte crecimiento de sus deudas. A su juicio, no existe una situación global de sobreendeudamiento. Eso sí, este mensaje no es incompatible con las habituales llamadas a la cautela del organismo regulador. Ayer Malo de Molina insistió en pedir precaución a los hogares, porque puede haber cambios en las condiciones y salir malparados. La crisis financiera provocada por las hipotecas basura en Estados Unidos ya ha causado algunos cambios. Los bancos empiezan a trasladar las tensiones de los mercados a sus clientes: la financiación es más cara y los criterios de selección se empiezan a endurecer.

Cada vez son más los que van al límite
5,8% de hogares
dedican al año más del 40% de su renta a préstamos
Esta cifra ha pasado del 2,9% que representaban hace tres años. En este caso, los grupos más afectados son los menores de 35 años y los mayores de 74 años.
9,5% de hogares
Tienen deudas superiores a los ingresos de 3 años
Tres años antes, esa cifra era de sólo el 3,4%. Los jóvenes son los más afectados, ya que sus ingresos son menores que en el resto de rango de edades y sus deudas, muy superiores por la subida del precio de la vivienda.
5,5% de hogares
deben cuantías mayores al 75% de su riqueza
En 2002, sólo el 3,7% de los hogares superaban esta ratio. En los menores a 35 años con deudas, esta cifra llega al 15% y refleja la dificultad de acceso a la vivienda para este grupo de población.