Miércoles, 12 de Diciembre de 2007

Zapatero se gana al BNG para una próxima legislatura

El vicepresidente de la Xunta se va de la Moncloa con el traspaso a Galicia de nueve competencias  y anuncia un "nuevo periodo de colaboración leal"

ANA PARDO DE VERA ·12/12/2007 - 20:27h

"Hoy hemos acordado: el traspaso a Galicia de nueve competencias nuevas, el pago de la deuda histórica en materia social antes del 15 de enero de 2008 y la concesión para Galicia del número 065 para el transporte adaptado de las personas dependientes". Tras su reunión con Rodríguez Zapatero, el vicepresidente de la Xunta, Anxo Quintana comenzó su alocución ante la prensa -en gallego- con este resumen de lo que el encuentro en la Moncloa de casi dos horas había dado de sí.

Aunque lo más importante para el portavoz nacional del Bloque Nacionalista Galego (BNG) "es que hemos iniciado un nuevo periodo de colaboración leal y constructiva", subrayó.

Quintana agradeció la "actitud" del presidente del Gobierno y Zapatero, según el nacionalista, agradeció la suya, porque "durante estos cuatro años, aun con discrepancias, siempre hubo por parte del BNG una actitud constructiva y de colaboración" .

De hecho, el ‘número dos' del Gobierno gallego confirmó que el BNG no respaldará en el Congreso el veto del Senado a los Presupuestos de 2008. Y no lo va a hacer "por coherencia", pues sus miembros consideran que no pueden vetar unas cuentas que han ayudado "a realizar. Ni sería lógico ni sería bueno para Galicia", razonó Quintana.

Más allá de marzo

El vicepresidente de la Xunta se fue de la Moncloa con acuerdos de presente y compromisos de futuro. Quintana le habló a Zapatero de la necesidad de la transferencia de la gestión del tráfico a la Administración gallega y le recordó la proposición de ley que los tres partidos del Parlamento de Galicia -PSdeG, BNG y PPdeG- han apoyado para que "el Estado transfiera a Galicia la competencia sobre el tráfico", una proposición que llegará a las Cortes españolas ya en la próxima legislatura.

Aun así, según contó Anxo Quintana, el presidente del Gobierno manifestó al portavoz del BNG "su mejor disposición" para que se mantenga el mismo diálogo constructivo que en otras cuestiones.

Dentro de la transferencia de la gestión del tráfico, además, el vicepresidente gallego incluyó la "necesidad ineludible" de que Galicia cuente con una policía propia, "como Euskadi o Catalunya", aunque también recordó que el actual Estatuto de Galicia no contempla tal transferencia y recordó la incapacidad que, en su día, tuvieron los partidos para pactar su reforma.

Convenio con Trabajo

Anxo Quintana anunció que el próximo 8 de enero firmará un convenio con el ministerio de Trabajo para que el Estado pague a Galicia -con un año de adelanto sobre los tres años de plazo previsto- los más de 51 millones de euros que están pendientes del acuerdo de colaboración de 60 millones que Galicia y Madrid firmaron tras la aprobación de la Ley de Dependencia y que busca paliar el déficit que, en materia social, tiene la región.

Este convenio supone la posibilidad de construir en Galicia y en los dos próximos años una treintena de centros para dependientes, que suponen "329 plazas para atención a la discapacidad y 1.088 plazas para atención a dependientes con carácter general en centros de día", explicó Quintana.