Jueves, 27 de Septiembre de 2007

Unos 400 policías cortan la Castellana de Madrid para exigir un plus salarial

Los agentes interrumpieron el tráfico 40 minutos para reclamar 600 euros en concepto de peligrosidad por trabajar en la capital

EFE ·27/09/2007 - 22:19h

Agencia EFE - Policías nacionales intentan retirar de la calzada a las decenas de agentes del Cuerpo Nacional de Policía que se estaban manifiestando. EFE

Unos 400 policías nacionales interrumpieron hoy durante unos 40 minutos el tráfico en ambos sentidos en los carriles centrales del paseo de la Castellana para exigir al Gobierno central un plus de 600 euros para los agentes que ejercen su actividad en la Comunidad de Madrid, por su carestía y peligrosidad.

Los participantes, convocados por los sindicatos Unión Federal de Policía (UFP) y Confederación Española de Policía (CEP), empujaron a los agentes encargados de controlar el acto y tomaron a las 17.43 horas la zona central de una de las principales arterias de la capital, sentándose sobre el asfalto en tres ocasiones y obligando a desviar el tráfico por los laterales de la avenida, hasta que pusieron fin al acto sobre las 18.25 h.

Los manifestantes corearon gritos como: "Zapatero pesetero", "Rubalcaba súbenos la paga", "Querémos cobrar como un municipal" y "hasta los 60 se va a quedar tu vieja", mientras hacían sonar silbatos y bocinas y tiraban petardos.

Además, los policías portaron pancartas con la lema de la concentración "Por una seguridad pública de calidad: plus de capitalidad", y otras como "Dignidad para el trabajo policial" y "Zapatero, ni talante ni dinero" y repartieron panfletos.

En algunos de éstos y en varias pancartas se recordaba a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, en frases como "Esperanza es lo único que nos queda en Madrid" o "Presidenta, eres la 'Esperanza' del C.N.P. en Madrid".

El secretario general de CEP de la Comunidad de Madrid, José Miguel Lorenzana, señaló que "los policías de Madrid no deben ser una plantilla de tránsito" y subrayó que en la actualidad los únicos funcionarios policiales que vienen a Madrid "son los procedentes de la academia de Ávila".

Por su parte, el portavoz de la UFP, Alfredo Perdiguero, destacó la importancia de que "haya en Madrid un 80% de personal estable" y recordó que un policía nacional percibe 1.400 euros mensuales mientras sus homólogos en Ceuta, Melilla y Canarias cobran un plus por insularidad y los Ertzainas en el País Vasco llegan a ingresar 2.500 euros cada mes por la elevada peligrosidad.

Ambos dirigentes sindicales coincidieron en señalar que la oferta de 34,9 euros al mes que han recibido por parte del Gobierno "es ridícula" y Perdiguero destacó además que diariamente hay en la capital "500 policías nacionales que traen de fuera de Madrid para tapar huecos" y que "cobran dietas por estar aquí".