Miércoles, 12 de Diciembre de 2007

Rifirrafe en el PP por la postura sobre el canon digital

Los senadores populares defienden que votaron en conciencia para suprimir la tasa en contra de lo expresado por la portavoz de Cultura de su propio partido

ANA TUDELA ·12/12/2007 - 12:51h

El Partido Popular apoyó ayer en el Senado una enmienda para la supresión del canon digital que impone una tasa a Mp3, móviles con música, CD y DVD.

De hecho, los socialistas se quedaron solos en la cámara alta en la defensa de esta tasa que está destinada a remunerar los derechos de autor y que equivaldrá a que las entidades de gestión de derechos (con SGAE a la cabeza) se ingresen 100 millones de euros al año por este concepto.

Hasta ahí, todo parecía un rayo más que luminoso encendido sobre la posibilidad de eliminar el polémico gravamen. Pero en el PP no tienen claro qué ocurrió. La portavoz de Cultura del PP en el Congreso, Beatriz Rodríguez Salmones, aseguraba ayer que había sido un error.

Hoy desde el Senado, los populares se oponen radicalmente a esta opinión salida de sus propias filas y aseguran que votaron en conciencia. De hecho, recuerdan que no es la primera vez que se manifiestan contra el canon en la cámara alta. Lo que no recuerdan es que la Ley de Propiedad Intelectual de 2006, que es la que regula el canon, fue aprobada casi por unanimidad en el Senado, con sus votos incluidos en el 'sí'. 

Lo curioso es que Rodríguez Salmones parecía disponer de bastante información ayer sobre cómo se había desarrollado la votación en el Senado. Sabía que la enmienda 39 presentada por L'Entesa, precisamente la de revisión del canon, se había votado de forma separada al resto. Sabía que había sido una votación en la que el resultado no fue "aprobada" sino "rechazada", porque lo que se votó no fue si se apoyaba la enmienda presentada en el Senado sino si se volvía al texto original que había salido del Congreso. Salió 'no', por todos los partidos menos el PSOE que seguía aferrado al texto consensuado en el Congreso. Al no volverse a él, se estaba aprobando la enmienda.  

Sea por motivos electoralistas, o por una simple diferencia de opiniones en el seno del PP, parece que regresa la esperanza. Si mantienen su postura en el Congreso, el canon podría tener los días contados.

Noticias Relacionadas