Lunes, 10 de Diciembre de 2007

"Si gano el oro en Pekín, me retiro del atletismo de élite"

Marta Domínguez es la atleta de moda. Acaba de lograr un nuevo título europeo y ya sólo piensa en Pekín.

IGNACIO ROMO ·10/12/2007 - 22:25h

Marta está tranquila. La sensacional victoria que obtuvo el domingo en el Campeonato de Europa de cross le ha dejado bien satisfecha. Pero también se le nota cansada, habla del futuro de forma muy imprecisa y se percibe en ella mucha fatiga acumulada. Tiene sólo 32 años, pero lleva desde los 17 entrenándose con profesionalidad y cuidándose mucho. Le ha merecido la pena. Tan sólo Carmen Valero, dos veces campeona mundial de cross, le puede discutir el título de mejor atleta española de la historia.

El domingo, ¿en qué momento se vio campeona de Europa?

Me encontré muy bien. Fui muy resguardada durante toda la carrera porque había una parte del circuito con un viento en contra muy fuerte. Vi que la clave era protegerse del viento. Yo suelo leer las carreras rápidamente. En la última vuelta, vi que íbamos ya sólo tres, hice el cambio y ahí ya me vi ganadora.

Lástima que no lo pudo disfrutar casi nadie en directo por televisión.

Lo de Televisión Española es lamentable. A mí me ha hecho pensar. Si no dan en directo un Campeonato de Europa, que se celebra en casa, con dos equipos fortísimos de España en hombres y mujeres, pues, entonces, ¡no sé qué van a dar! Ha preparado este Europeo con tranquilidad, sin presiones.Exacto. Al no tener ningún agobio, el cuerpo nota que la mente no presiona y entonces no hay problemas físicos: todo funciona.

¿Y de cara a Pekín?

Ése es mi miedo. Con vistas a los Juegos Olímpicos, mi cuerpo olerá esa presión y ese miedo de la mente. Ya veremos cómo respondo porque es posible que aparezca algún problema físico.

Ganasteis por equipos el domingo, pese a la ausencia de Jacqueline Martín.

Lo de Jacqueline nos dejó un malestar general. Lo que le ha pasado a ella a mí ya me sucedió hace años. Ha sido una decisión técnica, no nos gusta, pero el presidente ha salido otra vez victorioso porque la que no iba a ir ha puntuado y hemos sido campeonas. Sin embargo, tampoco podemos defender esa postura porque Jacqueline se había ganado el puesto.

¿Cuántos kilómetros has estado corriendo estas semanas?

He estado llegando a 160 a la semana. De todos modos, mi récord está en  183 kilómetros semanales.

¿Vas a preparar el Mundial de pista cubierta, en Valencia a primeros de marzo?

No. Aún no lo he hablado con la Federación, pero mi idea es no acudir a los Mundiales de Valencia y centrarme en Pekín. Yo no puedo preparar dos picos de forma en tres meses.

Ahora viene la pregunta difícil. En los Juegos Olímpicos, ¿5.000 ó 10.000 metros?

El problema es que yo soy especialista en 5.000 y tengo resultados tan buenos… ¡que no quiero ensuciar el palmarés en esta distancia! Por eso me da miedo el 5.000 y, entonces, lo que hago es buscar otra motivación. Me voy al 10.000 y si lo hago mal, pues no pasa nada. Realmente, aún no sé lo que haré. Incluso, podría correr las dos pruebas otra vez, como hice en los últimos Europeos.

¿Cuántas medallas pronostica al atletismo español en Pekín?

La más segura es la de Paquillo en marcha. Los demás dependemos de la suerte. En mi caso, si gano una medalla de oro, me retiro del atletismo de élite.

Da la impresión de estar como fatigada.

 Yo amo el atletismo. Y de una manera u otra, seguiré corriendo. Pero mi cabeza está cansada. Estoy muy tocada. Si voy a pensar en ser madre, no puedo dejar que se me pase el arroz… Esto no es lo mismo que si eres un hombre.

Están de moda las cámaras de hipoxia tras lo de Raúl. ¿Las usa?

No. Y tampoco me entreno en altitud. Esto ha salido ahora, no sé si para vender más máquinas o lo que sea.

¿Cómo ve el futuro del atletismo?

Como el de Francia. Tendremos una selección con negros y marroquíes.

¿Cuál es el atleta que más admira?

Fermín Cacho.

¿Tiene algún hobby?

Sí, dormir la siesta. ¡En serio!