Archivo de Público
Lunes, 5 de Octubre de 2009

El Chelsea, líder en un frío triunfo

Los blues ganaron 2-0 al Liverpool. Ronaldinho rescata al Milan con un gol agónico

GONZALO CABEZA ·05/10/2009 - 00:30h

EFE - Esta vez, el duelo entre delanteros se lo llevó Didier Drogba.

En el calendario estaba marcado ayer como un gran día de fútbol. No era sólo porque Chelsea y Liverpool sean dos de esos equipos brillantes con jugadores de marquesina y afición ruidosa, también tenía que ver su pasado común.

Los dos equipos no deberían tener motivos para una rivalidad especial, no comparten ciudad y sus mejores momentos no solían coincidir en el tiempo. Pero, a pesar de todo, esa batalla especial existe porque estos últimos años se han encontrado en las ocasiones de máxima tensión hasta crear un encuentro célebre. El año pasado, en cuartos de la Liga de Campeones, el Chelsea se llevó la eliminatoria con un global de 5 a 7 y un segundo partido que terminó 4-4.

Ayer, sin embargo, las expectativas no se cumplieron. El partido sólo supo dar momentos grises, llenos de esforzado trabajo y juego posicional, pero sin respetar el alma de un encuentro con galones. En la primera parte los dos equipos no se acercaron a la áreas, como si pensasen que un partido abierto como los del año pasado es muy bonito para un espectador, pero una afrenta para los futbolistas profesionales.

En la segunda mitad, el Chelsea mostró más voluntad. Loslondinenses sabían que, gracias a la derrota del sábado del United, una victoria les ofrecía la primera posición. Un premio menor teniendo en cuenta que falta un mundo por delante, pero todos los días son buenos para ponerse primero.

En Italia, el Milan sigue viajando en la mediocridad

Por eso empezó a atacar, sin florituras pero con buena presión, suficiente para que Mascherano regalase un balón a Drogba que terminaría en un centro medido para el primer gol, marcado por Anelka. El partido siguió la misma línea hasta el final y un gol de Malouda rubricó el 2-0 y el liderato de los blues.

Si de goles se trataba, el partido a seguir en la jornada era el del Arsenal. El equipo de Wenger, con Henry observando desde la grada, volvió a brillar y a golear, aunque comenzó perdiendo. Terminó 6-2, marcó Cesc y también Vermaelen, el central belga que se está convirtiendo en uno de los hombres más productivos de los gunners.

Derbi en Glasgow

En Italia, el Milan sigue viajando en la mediocridad. El equipo rossonero tropieza hasta en los partidos más simples. Ayer el Atalanta, que es penúltimo del campeonato, les consiguió arrebatar un punto y pudo ser más, ya que durante casi todo el partido fueron por delante en el marcador.

Sólo un postrero gol de Ronaldinho, al que el Milan va a empezar a sancionar tras ser encontrado esta semana de fiesta antes de la derrota de su equipo ante el Zúrich según La Gazzetta dello Sport, salvó al Milan del desastre. El Juventus cayó en Palermo (2-0).

También se jugó el primer derbi de Glasgow, que en esta ocasión fue para el Rangers (2-1). Los protestantes escoceses vencieron en un choque con poco juego y mucha agresividad.