Viernes, 7 de Diciembre de 2007

Daniel Alves se muestra enfadado por sus dos recientes expulsiones

EFE ·07/12/2007 - 15:44h

EFE - Enzo Maresca llega al Hospital Virgen del Rocío, de Sevilla, en una visita al jugador Antonio Puerta.

El lateral derecho brasileño del Sevilla Daniel Alves lamentó sus expulsiones en dos de las últimas salidas del equipo -a Villarreal y a Almería- y se mostró "enfadado por haber dejado" a sus compañeros "peleando solos y por haber perjudicado al equipo con estos errores".

"Están pasando muchas cosas raras. Todos saben que el primero que está jodido con la situación soy yo porque no me gusta quedarme fuera, siempre quiero estar jugando. Yo asumo mi parte de culpa, aunque las tarjetas han sido muy rigurosas", indicó.

Alves reconoció que le gustaría ser "el más tranquilo del mundo en esos momentos" y que se revoluciona "mucho con los partidos, pero hay que saber controlarse", dijo.

Sobre la situación del equipo, el internacional brasileño comentó que "lo malo de ganar tantos títulos es que la gente se acostumbra a lo bueno muy pronto" y pidió "una margen de tiempo para futbolistas de mucho nivel que no están adaptados todavía".

Daniel Alves negó que los muchos goles que ha encajado el Sevilla se deban a "una falta de concentración. Se puede decir que las cosas no salen como se quiere, pero no hay falta de concentración".