Viernes, 7 de Diciembre de 2007

Duato admite que desde 2009 "no cree" que vuelva a subir a los escenarios

EFE ·07/12/2007 - 14:35h

EFE - El coreógrafo Nacho Duato.

El director de la Compañía Nacional de Danza, Nacho Duato, admitió hoy que a partir de 2009, año hasta el que tiene contratadas representaciones de su último espectáculo, "no cree" que vuelva a subirse a los escenarios como bailarín, aunque como coreógrafo "seguiré mientras el público me apoye".

Duato (Valencia, 1957), ha ofrecido hoy una conferencia de prensa en Logroño, donde esta tarde y mañana la Compañía Nacional de Danza interpretará tres de sus coreografías: "Gilded Goldbergs", "Castrati" y "Gnawa".

En su intervención ante los periodistas se refirió a estas tres piezas, a su trabajo como coreógrafo, a su trabajo de bailarín, a la situación de la danza en España y a su vida personal como personaje mediático.

"No sé cuando voy a dejarlo, no quiero abandonar el baile del todo, pero con 'Alas' -el último montaje en el que baila- tenemos giras contratadas hasta 2009 y creo que no haré más", admitió Duato, quien añadió que, ahora, "para mí, el baile no es como antes, es algo más adaptado a mis condiciones".

Recalcó que se siente "primero bailarín, luego coreógrafo y en tercer lugar director", pero "la realidad es que soy un director-coreógrafo que a veces baila".

Defendió el "sello propio" implantado por sus coreografías en la Compañía Nacional de Danza y, por ello, aseguró que "retomará" su proyecto de un taller de coreografías porque es "la forma de ver si un bailarín sirve para hacer ésto" y para favorecer un relevo generacional "y que la compañía siga el mismo rumbo, sería ridículo que cuando yo no esté otra persona cambie la dirección".

También rechazó que el baile se convierta en una disciplina "de grandes espectáculos" porque "no se puede bailar ante 10.000 ó 60.000 personas" y porque eso puede llevar "a entusiasmarse más por el dinero que por lo que haces".

Duato reconoció que en "España no hay tradición de ballet clásico" porque "durante cuarenta años no hubo nada, sólo baile español", ya que "en esa etapa la cultura era fútbol, toros y Lola Flores" y, "aunque hay buenas compañías independientes, grandes teatros, como el Real o el Liceo, no tienen su propio ballet clásico".

"Sería estupendo que hubiese una Compañía Nacional de Ballet Clásico, pero eso lo debe decir el Ministerio de Cultura", dijo Duato, para quien "eso es algo muy caro, no se hace sólo con un nombre famoso".

Además, añadió, "falta mucho por hacer en educación, quizá los grandes teatros deberían ofrecer por norma un espectáculo para las escuelas, como se hace en Estados Unidos o Japón", con lo que "se educa a los espectadores del futuro".

Sobre su presencia en medios de comunicación y revistas, subrayó que "ese no es mi mundo" y, aunque "me dolerá el día que no me reconozcan por la calle", recalcó que "es en España donde se conoce más a la persona famosa, en otros países me reconocen por mi trabajo".

El programa que su compañía bailará en Logroño está formado por tres coreografías suyas, como "Gilden Goldbergs", estrenada en 2006 y con música de Johan Sebastian Bach versionada por Robin Holloway; "Castrati", estrenada en 2002 y basada en la vida de los cantantes masculinos que eran castrados para preservar su voz.