Jueves, 6 de Diciembre de 2007

Los dardos de Jiménez contra Juande

El técnico no está de acuerdo con la forma en que Juande gestionó el acoplamiento de los nuevos fichajes al grupo

ALBERTO CABELLO ·06/12/2007 - 20:42h

"En este equipo han pasado cosas muy fuertes que ninguno sabréis, de mi boca no van a salir. El Sevilla no se va a hundir porque somos grandes". Con este mensaje cifrado concluyó Manolo Jiménez su comparecencia de prensa el pasado miércoles en Pamplona, el técnico alivia al periodista la tarea de titular sus declaraciones ante los medios, siempre regala una joya para la edición del día siguiente.

Las ondas radiofónicas y las letras impresas de los periódicos extendieron ayer sus declaraciones por la ciudad, ¿a qué se estará refiriendo el entrenador sevillista?. "La verdad es que no sé qué cosas han pasado al margen de lo que todos sabemos. El vestuario por lo demás sigue igual, no hay nada. El punto fuerte de este equipo es el vestuario y sigue siéndolo", aseguró Duda.

Pues todo parece indicar, según algunos medios como la Cadena SER, que a Juande Ramos. A Manolo Jiménez no le habría gustado nada la forma en el que su antiguo colega trabajó con algunos de los fichajes de esta temporada para adaptarlos al equipo.

Algo así como; no me valen, pues no me preocupo demasiado por ellos. Los datos concuerdan, el técnico lanza la frase tras el paupérrimo rendimiento de Tom de Mul y Aruna Koné, dos de los contratados en verano, en el encuentro ante Osasuna.

Juande siempre se preocupó de tener las manos limpias sobre cualquier responsabilidad en cuanto a los fichajes, "yo doy las posiciones y el club pone los nombres", repitió una y otra vez, en las semanas previas a su fuga.

Hizo una excepción para hablar de un central alemán, que era de su agrado, al que parecía tener en más estima que al colombiano Aquivaldo Mosquera.

No es el primer misil que Manolo Jiménez lanza hacia Londres, el primero llegó para reprochar la marcha al Levante del lateral izquierdo David Castedo, "porque se creyó, en su momento, que se tenía que ir".

El segundo llegó en la previa del partido ante Osasuna al referirse a los fallos defensivos, "esto no es cuestión de hace tres días", recordó. La relación entre ambos nunca paso de la corrección, "la verdad es que no puedo decir mucho puesto que no lo he tratado demasiado", mencionó Jiménez el día de la fuga de Juande.