Jueves, 6 de Diciembre de 2007

Schuster se reinventa a Baptista como punta

PEPE GARCÍA-CARPINTERO ·06/12/2007 - 20:24h

Schuster ha dado un giro. Conociendo, nunca reconociendo, los problemas de juego que atravesaba el Real Madrid hace poco más de un mes, aunque estuviera ganando partido tras partido, el alemán ha apostado por una nueva vuelta de tuerca. El técnico sabe que fue contratado para encontrar la excelencia en el juego del Real Madrid y en esa búsqueda ha decidido que la apuesta debe ser por el fútbol total. 

Y es que la salida de Gago ha supuesto que el alemán abandone definitivamente el 4-4-2 por un once tipo con tres mediocentros y tres delanteros.

Una de la claves para este cambio ha sido la aparición por sorpresa de Baptista en la última semana. Schuster situó a la Bestia ante el Racing en una posición más adelantada por el centro, con Raúl y Van Nistelrooy cayendo a las bandas. El brasileño fue el eje deseado. De sus botas salió el inicio de jugada del primer gol ante los cántabros y siguió a un nivel alto el miércoles ante el Partizán.

El propio Baptista reconocía ayer el cambio que ha experimentado el equipo con el cambio y revelaba el sistema: "Schuster tiene un esquema de juego muy definido. Le gusta jugar con tres delanteros y tres medios. He jugado en esa posición (de tercer delantero), y cambia un poco, pero es una posición en la que puedo jugar, estoy a gusto. No tengo problema. Lo importante es jugar".

Semejanzas con el Barça

El sistema de juego que utiliza ahora Schuster es prácticamente similar al de Rijkaard, que heredó del fútbol total que pregonaba Cruyff en el dream team. Aunque la apuesta madridista es más ofensiva. Robinho- Diarrà - Guti por Iniesta - Touré - Xavi.

Semejanzas que hace que la verticalidad sea la dominante de los partidos de los dos grandes de la Liga.