Jueves, 6 de Diciembre de 2007

La OCDE reduce al 2,5% la previsión de crecimiento económico de España en 2008

Recomienda suprimir la revalorización salarial conforme a la inflación salarial

AMPARO ESTRADA ·06/12/2007 - 19:04h

España crecerá el año que viene sólo el 2,5%, según las previsiones de la OCDE (Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico), que ayer rebajó en dos décimas su anterior pronóstico. La razón de la rebaja es la desaceleración en el sector de la construcción que ya se está constatando en múltiples indicadores (bajan los visados para nuevas construcciones, se venden menos pisos lo que está provocando el cierre de agencias inmobiliarias y problemas de impagos en inmobiliarias).

Y la importancia de la cifra ahora prevista es que, de acuerdo con la evolución económica tradicional, hay que crecer por encima del 2,5% para reducir la tasa de paro: creciendo más del 2% se crea empleo, pero para que el mercado de trabajo absorba toda la incorporación de población activa -gente que está dispuesta a trabajar y busca empleo- hay que crecer más del 2,5%. Al menos, así ha ocurrido hasta ahora en la economía española. De hecho, la OCDE advierte de un posible aumento de la tasa de paro en España si se produce un ajuste "más pronunciado" en el sector de la construcción y se mantienen las turbulencias financieras internacionales.

El informe de la OCDE también revisa el crecimiento de este año, pero esta vez al alza y lo sitúa en el 3,8%. Eso significa que en un año la tasa de crecimiento económico se habrá reducido en más de un tercio.

Sin embargo, este organismo internacional ve elementos positivos en el futuro de la economía española. En este sentido, cree que el IPC debería disminuir su tasa (ahora está en el 4,1%) y que el diferencial de inflación con la Unión Europea también tenderá a reducirse y se podría situar en 2009 en el 0,5% -menos de la mitad que el actual-.Para reducir las tensiones inflacionistas, la OCDE recomienda suprimir el mecanismo de revalorización de los salarios con la inflación pasada e introducir más competencia, especialmente en el mercado minorista.No obstante, la economía española seguirá creciendo en 2008 por encima de la media de OCDE (2,3%), de la zona euro ((1,9%) y EEUU (2%).

Moncloa discrepa del método 

La Oficina Económica del Presidente (OEP) discrepa de la OCDE y considera que su método econométrico de previsión se ha quedado obsoleto.

La OCDE calcula un crecimiento potencial de España del 2,9%  y, por las turbulencias internacionales, rebaja el aumento en 2008 al 2,5%.

Pero David Taguas, director de la OEP, niega la mayor y asegura que, si se calcula con los métodos más avanzados, el crecimiento potencial español es del 3,6%, gracias al aumento de la oferta de trabajo que se ha registrado en la última década, debido a la inmigración y al aumento de la productividad.

Por eso, aún aceptando una reducción del crecimiento para el año que viene, su previsión de aumento del PIB en 2008 es del 3,3%.