Archivo de Público
Sábado, 12 de Septiembre de 2009

Michael Jordan se cuela oficialmente entre los mejores

El Salón de la Fama le ha reconocido su labor en el mundo del baloncesto. Ayer agradecía, entre lágrimas, el apoyo y la motivación que le han dado

AGENCIAS - PÚBLICO.ES ·12/09/2009 - 14:24h

EFE - El ex jugador de la NBA Michael Jordan, durante su aceptación en el Salón de la Fama Clase 2009 en el marco de una ceremonia que se lleva a cabo en el Symphony Hall de Springfield, Massachusetts (EEUU).

Michael Jordan ha sido aceptado como nuevo miembro del Salón de la Fama del Baloncesto. Ayer mismo, entre lágrimas, agredecía a todos los que le han ayudado a crecer profesionalmente y a los que le han dado una oportunidad.

La lista de los que le ayudaron, tanto compañeros como rivales, e inclusive los periodistas que cuestionaron su valor, se hizo extensa cuando Jordan, recuperado el control emocional, comenzó a describir como había sido el camino recorrido hasta llegar al lugar sagrado del baloncesto profesional.

El jugador, que ha conseguido seis títulos de liga y cinco de Jugador Más Valioso de la liga (MVP), tuvo un recuerdo para todos los jugadores con los que, a lo largo de su trayectoria, se ha tenido que enfrentar: "A todos ellos tengo que darles las gracias por la motivación que generaron dentro de mi".

El ex base de los Bulls dio también las gracias a toda la organización del equipo de Chicago, al dueño, Jerry Reinsdorf y al ex gerente general, Jerry Krause, que boicoteo el acto en apoyo al entrenador asistente Tex Winter, que no ha sido elegido todavía para el Salón de la Fama.

Aún así, Jordan le concedió un gesto de agradecimiento: "Ambos fueron decisivos en conseguir un equipo ganador con jugadores como Scottie Pippen y el resto de los compañeros que me dieron toda la ayuda del mundo".

Por último, destacó el apoyo de su familia, especialmente el de su madre, que todavía sigue dándole los mejores consejos de como debe comportarse en la vida.

Para los que dudaban de él

Pero Jordan también mostró el mismo espíritu de lucha y reivindicación que siempre tuvo cuando estuvo en un campo de juego. De ahí que no olvidase en su discurso de aceptación al entrenador que lo dejó fuera del equipo colegial por no ser demasiado alto y tampoco de la prensa que durante un tiempo dudo de su capacidad para llegar a ser un buen jugador.

"Deseo estar seguro" de que el profesor que le rechazó por no ser lo suficientemente alto "ha entendido que cometió un error conmigo, sin ninguna duda", reivindicó Jordan. En cuanto a la prensa, el jugador aseguró que le "dio fuerza cuando se dijo que sería un gran jugador, pero nunca un ganador como Bird o Johnson".