Miércoles, 5 de Diciembre de 2007

Irán dice que sale victorioso, pero que resistirá en caso nuevas presiones

EFE ·05/12/2007 - 11:00h

EFE - El líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei. Irán rechazó hoy que hubiese dispuesto de un programa nuclear militar antes de 2003.

Irán considera que ha salido victorioso en el contencioso por su programa atómico, tras el reciente informe de las agencias de Inteligencia de EEUU, pero cree que éste "deja la puerta abierta" para nuevas presiones y que Teherán las "resistirá".

El presidente del país, el ultraconservador Mahmud Ahmadineyad, se felicitó hoy por la "victoria del pueblo de Irán contra todos aquellos que se oponen a su desarrollo" nuclear, algo que sin duda intentará aprovechar en las elecciones parlamentarias de marzo.

Tanto el Ejecutivo como los medios de comunicación iraníes han destacado el punto "positivo" del informe, que asegura que el país islámico ha frenado desde 2003 su programa nuclear militar, mientras que algunos responsables subrayaron que "incluye también puntos propagandísticos".

"Victoria para Irán", "escándalo para América" y "embarazo para los aliados de Washington" son las frases que más han sido repetidas en las últimas 24 horas por responsables y comentaristas iraníes.

En un discurso hoy ante miles de iraníes en la provincia de Elam, en el oeste de la República Islámica, Ahmadineyad dijo que el informe anuncia "con toda claridad que nuestro pueblo ejerce de forma correcta su derecho (a acceder a la tecnología) atómica".

Allí instó a Occidente a "aprender la lección" y a "dejar de desafiar a los iraníes que están siempre dispuestos al diálogo basado en la justicia, y no en las amenazas y la hostilidad", según la agencia Mehr.

El gobernante iraní hizo esta declaración después de que el presidente de EEUU, George W. Bush, advirtiera de que, a pesar del informe, la política de Washington hacia Teherán no ha cambiado y que Irán "fue, es y será peligroso" si desarrolla su programa de enriquecimiento de uranio.

El nuevo informe de las agencias de Inteligencia estadounidenses contradice las afirmaciones hechas en 2005 por el Gobierno de EEUU, en las que se aseguraba que la Teherán estaba construyendo una bomba nuclear.

"Si queréis tratar con nosotros desde una posición de enemistad e iniciar un nuevo juego político, pues el pueblo de Irán os resistirá unido y nunca dará marcha atrás", dijo Ahmadineyad, para quien el informe "sacó al Gobierno estadounidense de la situación crítica que atraviesa en el interior" de EEUU.

"El Gobierno (norte)americano, pese a sus repetidas acusaciones contra Irán, reconoce ahora con claridad que las actividades iraníes son pacíficas", recalcó.

El presidente iraní no se refirió directamente a las declaraciones de Bush, pero el principal negociador de Irán en materia nuclear, Sayed Yalili, consideró que "no son nuevas", y subrayó que, para Teherán, "lo más importante es que las instituciones (de EEUU) admiten que nuestro programa es pacífico".

"Esperamos que cualquier nuevo informe de las agencias de Inteligencia norteamericanas destaque en el futuro que los planes iraníes son desde el principio pacíficos", agregó.

Yalili eludió opinar, sin embargo, sobre si el informe puede ayudar a Irán a evitar nuevas sanciones internacionales, pero insistió en que "coincide, en su conclusión, con la opinión del Organismo Internacional de Energía Atómica" (OIEA).

Ali Lariyani, el antecesor de Yalili y conocido por su postura más flexible respecto al caso nuclear, destacó por su parte que el informe de las agencias de Inteligencia de EEUU "es contradictorio" y no descartó que se mantengan las presiones sobre Irán.

"Una parte del informe reconoce que ha sido un error acusar a Irán, pero la otra parte incluye puntos propagandísticos con el fin de dejar la puerta abierta para nuevas presiones" sobre Teherán, dijo Lariyani.

Precisó que "confirma que Irán no tiene ahora armas nucleares, pero al mismo tiempo alega que (Teherán) tenía un programa atómico militar antes de 2003 y que no puede conseguir un arma nuclear hasta 2015", dijo Lariyani.