Miércoles, 5 de Diciembre de 2007

Detenidos en Francia dos presuntos etarras por el atentado del pasado sábado contra dos guardias civiles

Los arrestados, que no han opuesto resistencia en el momento de la detención, serían Asier Bengoa López y Saioa Sánchez

PÚBLICO.ES / AGENCIAS ·05/12/2007 - 18:27h

Gendarmes rodean la zona donde se produjo el atentado el pasado sábado. AFP

La Policía francesa ha detenido cerca de Toulouse a dos personas, un hombre y una mujer, sospechosos de estar implicados en el atentado de ETA que mató el pasado sábado a los guardias civiles Raúl Centeno, de 24 años, y Fernando Trapero, de 23 años. Este último ha fallecido hoy tras permanecer cuatro días en coma.

Los presuntos etarras han sido detenidos cuando se disponían a subir a un autobús en Châteauneuf de Randon, un pueblo situado en el macizo de Margeride, en el departamento francés de Lozère, al sureste del país, y no han opuesto resistencia. Portaban armas y una gran cantidad de dinero en efectivo.

Identificados 

A falta de confirmación oficial, los asesinos serían Asier Bengoa López de Armentia, que ya fue detenido en 2003 en una operación contra el aparato de captación e infraestructura de ETA, y Saioa Sánchez, miembro 'liberado' de ETA y una de las terroristas más buscadas que aparece en los carteles distribuidos por el Ministerio del Interior.

En un principio, la etarra dijo que se llamaba Amaia Alonso y portaba documentación falsa, pero el cotejo de huellas ha permitido concluir que es Saioa Sánchez, presunta jefa del último comando Vizcaya de ETA, parte del cual huyó cuando la Ertzaintza encontró un zulo en Amorebieta a finales de diciembre de 2006.

El peso de la ley 

José Luis Rodríguez Zapatero ha asegurado desde Italia que, en caso de confirmarse las detenciones, caerá sobre ellos "todo el peso de la ley y de la justicia para siempre" .

Además de recordar que no hay "ninguna expectativa de diálogo" con la banda armada, el presidente del Gobierno ha felicitado a las fuerzas de seguridad francesas y españolas por su coordinación en las detenciones. 

Se busca al tercer asesino 

Las fuerzas de seguridad galas siguen buscando al tercer implicado en el asesinato, ya que todos los testigos apuntan a que fueron tres los terroristas que perpetraron el atentado contra los agentes de la Guardia Civil. Al respecto, Zapatero le ha vaticinado que correrá la misma suerte que sus compañeros.

Un dispositivo de 1.500 gendarmes se desplegó tras el atentado del sábado y se mantiene para tratar de detener al tercer hombre presuntamente implicado en la muerte de los dos guardias civiles.

El del sábado fue el primer atentado mortal desde que el pasado mes de junio ETA dio oficialmente por rota una tregua que ya violó en diciembre de 2006al hacer explotar un coche bomba en el aeropuerto madrileño de Barajas. Muerieron dos personas.

Asier Bengoa, reincidente

 Asier Bengoa ya fue detenido en 2003, en una operación desarrollada contra el aparato de captación e infraestructura de ETA, en la que fueron arrestadas otras 27 personas a raíz de la documentación incautada al dirigente etarra Juan Ibón Fernández de Iradi "Susper".

 Tras ingresar en prisión de abril de 2003, Bengoa fue puesto en libertad el 7 noviembre de 2006, diez días antes de que la Audiencia Nacional dictara contra él una sentencia de siete años de cárcel, según han informado a EFE fuentes jurídicas.

Desde entonces, el etarra se encontraba huido, a pesar de que la condena fue recurrida al Tribunal Supremo, que meses después la ratificó.

El etarra, de 31 años y natural de Vitoria, aparece en la documentación intervenida a los dirigentes de ETA en Francia como responsable del aparato de captación en el interior de Álava, y comenzó a colaborar con ETA en 1999, año en el que pasó a la banda información sobre un guardia civil y un policía nacional.

Noticias Relacionadas