Martes, 4 de Diciembre de 2007

Zapatero prefiere un menor peso de la construcción si el crecimiento es razonable

EFE ·04/12/2007 - 10:22h

EFE - El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, durante el debate sobre el futuro de la Unión Europea celebrado el 28 de noviembre ante el pleno del Parlamento Europeo en Bruselas (Bélgica).

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, aseguró hoy que no va a tener "nostalgia de la construcción" si este sector se modera y el crecimiento económico español en su conjunto es más "razonable", con un mayor peso de la inversión productiva y del sector exterior.

En su intervención en la jornada sobre la economía española organizada por The Economist, Zapatero valoró el hecho de que el elemento más dinámico del crecimiento ya no sea la construcción, sino la inversión en bienes de equipo, que crece a un ritmo del 11 por ciento.

Recordó que el Gobierno buscaba "un cambio así" en la composición del crecimiento económico, de forma que la construcción se ralentizara y mejorará la aportación aún negativa al crecimiento del sector exterior, mientras avanzaba la inversión productiva, porque hace que dicho crecimiento sea "más sostenible".

Zapatero insistió en que aunque la economía española ha entrado en un proceso de desaceleración sigue creciendo 1,5 puntos por encima de la media europea.

Entre los "fundamentos" del crecimiento, aludió al aumento de la población, que "no siempre se tiene en cuenta", y destacó el incremento del empleo logrado en esta legislatura, con tres millones de nuevos puestos de trabajo.

El otro factor, dijo, es la citada "corrección" en el modelo de crecimiento, en el que la inversión se convierte en el "elemento más dinámico".

El presidente del Gobierno se mostró convencido de que el esfuerzo que se está haciendo por invertir en I+D+i y en la mejora del capital humano "va a dar resultados".

Apuntó a este respecto que en esta legislatura ha habido un impulso "sin precedentes" de la investigación, desarrollo e innovación, y la inversión en I+D+i ha aumentado hasta suponer el 1,2 por ciento del PIB, su mayor crecimiento en quince años, un "salto de gran alcance" a pesar del cual "estamos aún lejos de donde debemos estar".

Zapatero señaló que si lo importante es mejorar el "músculo tecnológico" y el sector exterior, ahora que esto sucede no va a tener "nostalgia" de la construcción, un sector que, en cualquier caso, "va a seguir aportando al crecimiento en términos razonables".

Por otra parte, el presidente del Gobierno subrayó el hecho de que por primera vez en una década y media se haya recuperado el poder adquisitivo de los salarios, que ha mejorado 1,2 puntos, algo que ligó al "avance de la productividad", que en el conjunto de la economía crece el 0,8 por ciento, aunque en el sector privado lo hace en mayor medida, por encima del 1 por ciento en los dos últimos trimestres.

En cualquier caso admitió que aún "no es suficiente" el incremento que registra la productividad.

El presidente del Gobierno reconoció el efecto negativo que están teniendo los fuertes incrementos del precio del petróleo y de la alimentación, pero añadió que "gracias a la responsabilidad de empresarios y trabajadores se han evitado espirales inflacionistas que habrían deteriorado la competitividad".