Archivo de Público
Jueves, 16 de Julio de 2009

Sabella pide un monumento a sus jugadores y dice que Verón es el mejor

EFE ·16/07/2009 - 05:08h

EFE - El jugador del Cruzeiro de Belo Horizonte Henrique (i) celebra junto a su compañero Wellington Paulista (d) tras anotar ante Estudiantes de La Plata de Argentina durante el juego de la final de la Copa Libertadores de América que les enfrentó, en el estadio de Mineirao de Belo Horizonte (Brasil).

El entrenador argentino Alejandro Sabella afirmó que Juan Sebastián Verón, bastión en la conquista del título de campeón de la edición 50 de la Copa Libertadores, es el mejor en la historia del Estudiantes de La Plata y pidió que se construya un "monumento" a los jugadores del club.

"Creo que hemos entrado en el olimpo de este club. A estos jugadores que le hagan un monumento", dijo Sabella a la televisión local.

Sobre Juan Sebastián Verón, capitán del equipo y mejor jugador de la final, dijo que es "el jugador más importante de Estudiantes de La Plata desde que el club se creó".

El técnico analizó que el momento clave del partido fue después del gol del Cruzeiro, cuando Estudiantes pasó "un chubasquito", pero se supo "reordenar" para lograr el empate, que "psicológicamente fue muy malo para ellos".

Los jugadores del Estudiantes coincidieron en resaltar que ganaron al Cruzeiro porque fueron "mejores".

"Los campeones somos nosotros. Fuimos mejores, demostramos que vinimos a ganar y (el trofeo) no fue regalado", dijo el delantero Mauro Boselli, después de recibir su trofeo de máximo goleador del torneo.

Rolando Schiavi señaló que fue un "partido complicado", dijo que el Cruzeiro "mereció el primer gol" y que les favoreció conseguir el empate tan rápido, apenas cinco minutos después.

Un Verón exultante se limitó a mandar un mensaje a la afición: "¡que disfruten!", dijo, y le dedicó el título a toda su familia, amigos, "a los que no me quieren y a los que me quieren".