Archivo de Público
Miércoles, 3 de Junio de 2009

El nuevo dueño de Opel dice que será rentable en 2011

Sebastián va a Alemania y Rusia para defender Figueruelas "con uñas y dientes"

A. M. VÉLEZ/ G. AYUSO ·03/06/2009 - 07:59h

Trabajadores de Opel en Figueruelas salen de la planta el pasado 28 de mayo. - EFE

El nuevo dueño de Opel, la canadiense Magna, prevé que el grupo automovilístico entre en beneficios en 2011, según Siegfried Wolf, su viceconsejero delegado. El fabricante de componentes, elegido por el Gobierno alemán para rescatar a Opel del colapso de su antigua matriz, General Motors (GM), tendrá listo un nuevo plan de negocio el próximo septiembre que incluirá un rediseño de la gama de la marca, informa Bloomberg. Pese a que Magna era su favorita, los sindicatos de Opel temen que sanear la compañía implique destruir "muchos puestos de trabajo", según el presidente de su comité de empresa alemán, Klaus Franz.

El ministro de Industria, Miguel Sebastián, se entrevistará esta tarde en Ruesselheim (Alemania), sede de Opel, con el presidente de GM Europa, Carl Forster, para "conocer las intenciones" de los gestores de la empresa y explicarles el interés del Gobierno español por la planta de Opel en Figueruelas (Zaragoza). Sebastián visitó ayer la fábrica y se reunió con el presidente aragonés, Marcelino Iglesias, y representantes sindicales.

Los sindicatos temen que se destruyan "muchos puestos de trabajo"

Recortes

En principio, Magna prevé mantener las plantas de Opel, pero podría eliminar hasta 11.000 empleos. El grupo tiene 55.000 trabajadores, 7.500 están en Figueruelas. El ministro, que dijo que defenderá la planta "con uñas y dientes", se entrevistará mañana en Moscú con el vicepresidente ruso, Alexander Zhukov. La visita ya estaba prevista antes del rescate de Opel, pero permitirá a Sebastián conocer los planes del banco estatal Sberbank y el fabricante de coches GAZ, que tendrán el 35% de Opel.

Sebastián admitió ayer que, en el futuro del fabricante, no sólo contarán la rentabilidad y productividad de las plantas (Figueruelas es la más eficiente de la firma); "también hay criterios políticos y habrá que estar ahí", advirtió el titular de Industria, que instó a no "bajar la guardia" y dijo que los Gobiernos de Alemania y Reino Unido (donde Opel opera con la marca Vauxhall) "han reconocido" la competitividad de la fábrica zaragozana.

Sebastián visita mañana al vicepresidente ruso, Alexander Zhukov

Además de los contactos internacionales, España está abierta a la participación económica para tener más poder de decisión. Iglesias mantuvo el aval de 200 millones que Aragón entregó a Opel, mientras que Sebastián no descarta algún tipo de intervención, aunque sólo una vez se conozca el proyecto industrial de Magna y sus planes respecto a Figueruelas.

Opel recibió ayer el primer tramo del crédito concedido por el Estado alemán para evitar su quiebra: 300 millones, una quinta parte del total acordado (1.500 millones). Bruselas espera que Berlín le remita los detalles del préstamo, concedido hasta que Magna formalice la compra de Opel.