Archivo de Público
Miércoles, 6 de Mayo de 2009

Los señalamientos enfrentan a las asociaciones de jueces

Los magistrados conservadores mantienen su llamada a la huelga

IÑIGO ADURIZ ·06/05/2009 - 08:00h

Caamaño, junto a los representantes judiciales. - EDU PARRA

Justicia y las asociaciones de magistrados mantuvieron ayer su segundo encuentro desde la llegada de Francisco Caamaño al departamento. La reunión se centró en la polémica abierta por la facultad de los jueces de fijar los señalamientos, que el Ejecutivo pretende modificar. Los jueces progresistas salieron satisfechos, mientras que los conservadores mostraron su decepción al término del encuentro.

Una de las principales exigencias de los jueces ante la reforma de la Administración de Justicia es mantener su facultad de señalar las vistas, como hacen en la actualidad. Sin embargo, la propuesta redactada por el Ministerio deja esa función en manos de los secretarios judiciales.

El departamento de Caamaño presentó ayer una alternativa para salvar el enfrentamiento que concede la última palabra a los jueces. Según esta propuesta, los magistrados darían a los secretarios las pautas para fijar los señalamientos y estos, antes de enviar la citación, tendrían la obligación de remitírsela a los jueces para obtener su visto bueno.

Se comienza a nublar

El portavoz de la progresista Jueces para la Democracia (JpD), Miguel Ángel Gimeno, mostró su satisfacción por la propuesta, pero los representantes de las conservadoras Asociación Profesional de la Magistratura (APM) y Francisco de Vitoria consideraron que Justicia tiene una "postura cerrada, ya que mantiene que el señalamiento lo realizarán los secretarios judiciales".

El portavoz de la APM, Antonio García, aseguró que la relación del nuevo ministro con los jueces "comenzó soleada, pero la cosa se está empezando a nublar, y además hay nubes negras y espesas". Por eso exigió a Caamaño que "reconsidere su postura" sobre los señalamientos para que "al final no amenace tormenta y descargue".

Tanto él como el representante de la Francisco de Vitoria no prevén cancelar el llamamiento a la huelga para el próximo 26 de junio, la segunda tras la secundada por los magistrados el pasado mes de febrero.