Archivo de Público
Miércoles, 6 de Mayo de 2009

Londres hace de menos al Barça

Los ingleses aparentaron que el 2-6 no les impresiona. Los periodistas dan por hecho la clasificación del Chelsea

 

R.V. ·06/05/2009 - 07:00h

ap - Henry, ayer, enrollado en las redes de Stamford Bridge.

"Señor Hiddink, ¿con quién le gustaría encontrarse en la final: con el Arsenal o con el Manchester United?". A seis horas de que se conociera el primer finalista de la Liga de Campeones y más de 24 para esa supuesta clasificación del Chelsea, un periodista británico preguntó, sin sonrojo, al técnico del Chelsea por el partido de Roma.

El comentario encierra ese póker de sensaciones -petulancia, soberbia, altanería y arrogancia- que transmiten los aficionados y el entorno del conjunto londinense. El 2-6 del Bernabéu no escuece por el Támesis. "Aquí no hay miedo, sólo orgullo por tener tres equipos ingleses en semifinales". El comentario aúna a los periodistas ingleses. Desde los que escriben en los tabloides hasta los que pregonan la exquisitez de la BBC. Sólo algún columnista se atreve a mostrar envidia por el juego del Barça entre sus argumentaciones.

En Stamford Bridge, por contra, rehúyen el debate sobre el fútbol. Prefieren calentar la previa con el recurso fácil. La polémica por el arbitraje del alemán Stark en la ida. "Ellos -por el Barça- se quejaron porque se sintieron frustrados al no poder marcarnos", se esgrime desde el vestuario que gestiona Hiddink.

La puerta a cero de Cech vuelve a ser su propuesta para esta noche. Una máxima ambiciosa teniendo en cuenta que Guardiola dibujará un once con mucho olfato. "Pero nosotros no somos el Madrid. Somos equipos diferentes", asegura Hiddink.

La vehemencia del técnico del Chelsea se atempera en las apuestas de la página web de los blue: 13 a 8 a favor del conjunto que dirige Guus Hiddink. En las casas de apuestas de la ciudad, sin embargo, los números están mucho más igualadas.

Guardiola hace piña

La expectativas en estas salas de juego confirma la encerrona en Stamford Bridge. "Es un campo pequeño [45.500 espectadores], donde la gente está muy encima, pero a la mayoría de futbolistas nos encanta jugar en un ambiente como éste", apunta Sylvinho. El Barcelona contará con el apoyo de cerca de 3.000 seguidores para arropar a una plantilla con la que Guardiola hace piña.

Excepto los lesionados Milito y Márquez, el resto de componentes de la primera plantilla, con los porteros Pedro y Víctor Sánchez, del filial, e incluso Carles Puyol, que se perderá el duelo por sanción, vivirán esta noche en directo la vuelta de semifinales.

En el palco, también habrá pleno por parte blaugrana. Además del presidente Joan Laporta, hasta ocho directivos de su junta directiva se han desplazado hasta la capital inglesa en busca de la clasificación para la final.