Archivo de Público
Miércoles, 6 de Mayo de 2009

"Era imposible encontrar algo"

ANA REQUENA ·06/05/2009 - 08:00h

Reyes Sedano - Paco, junto a sus compañeros de trabajo.

En la madrileña plaza de Colón, uno de los centros neurálgicos de la capital, Ángel apila vallas para preparar una de las obras del Plan E que comenzará la semana que viene. Él y otro compañero ya están contratados. "Llevaba unos meses en paro y era imposible encontrar trabajo", dice. Ángel, ecuatoriano, ha trabajado siete años en la construcción hasta que, a principios de año, él y muchos de sus compañeros se quedaron en la calle. Hace dos semanas, una de las empresas con las que ha trabajado le llamó para que se sumara a esta obra: "Todas las personas que se van a incorporar estaban en el paro", asegura.

Al cruzar la acera, Paco trabaja en otra de las obras del plan. Tiene 57 años y lleva casi cuarenta en la construcción. "Siempre he trabajado y de repente y sin saber muy bien cómo, me quedé en el paro con esto de la crisis", cuenta.

Paco agotó su prestación por desempleo y pasó apuros que pudo sobrellevar gracias a la ayuda de familia y conocidos. Ha sido también una empresa que le conocía de trabajos anteriores la que le ofreció trabajar en esta obra de urbanización: "Y menos mal porque si no fuera por estos proyectos, seguiría sin trabajo", dice. "Además, con mi edad es complicado, soy mayor para trabajar, pero joven para jubilarme", señala.