Archivo de Público
Viernes, 23 de Noviembre de 2007

Crédit Agricole quiere más poder en Bankinter

VIRGINIA ZAFRA ·23/11/2007 - 21:00h

Hace sólo unos días, el grupo francés Crédit Agricole anunció su entrada en Bankinter y se esforzó en asegurar que venía en son de paz y que sólo pretendía aprender del mercado español, sin intención alguna de mandar.

Poco ha tardado en rectificar. Ayer reconoció que quiere mucho más y que no se conforma con una mera participación financiera del 19,5%.

Por ello, ya ha pedido autorización al Banco de España para alcanzar el 29,99% y tiene intención de lograrlo antes de abril. No se esperan trabas del supevisor, después de que el gobernador, Miguel Angel Fernández Ordóñez, dijera ayer que la entidad tiene la “suficiente fortaleza” para que se apruebe la compra.

Pese a su insistencia en que no pasará del 30% y, por tanto, no lanzará una opa por todo el capital, en el mercado no lo creen y prueba de ello es que la cotización de Bankinter subió ayer un 11,24%.

También influyeron los rumores que apuntaban a que el aún primer accionista de Bankinter, Jaime Botín, podría estar dispuesto a desprenderse de su participación, aunque esta posibilidad parece improbable después de que en mayo se negara a vendérsela a Banco Sabadell.

Ahora habrá que esperar los nuevos movimientos de Crédit Agricole. En el sector financiero se da por hecho que la batalla por el control de Bankinter no ha hecho más empezar.

Santander vende sus oficinas
Banco Santander cerró ayer el acuerdo de venta de sus 1.152 sucursales en España. Las comprarán Sun Capital, Pearl Group y Drago, que pagarán 2.040 millones de euros. La entidad ingresará así unas plusvalías de 860 millones.

De todo su patrimonio inmobiliario, ya sólo le queda vender la Ciudad Financiera de Boadilla, por la que cobrará un mínimo de 1.500 millones. En conjunto, prevé ingresar 4.000 millones por sus inmuebles.