Archivo de Público
Sábado, 14 de Febrero de 2009

"No se debe ser blando con asesinos fríos"

La familia de la víctima, recluida casi todo el día en casa, reclama justicia

ESTHER RAMOS ·14/02/2009 - 22:00h

Unai Beroiz - El padre de Marta regresa a su casa después de ser informado por la Policía.

Lo confirmaba el rostro descompuesto del padre de la víctima ayer por la mañana. Antonio del Castillo, siempre atento con los medios de comunicación, salía sin hacer declaraciones de su casa, en el barrio sevillano de Tartessos, con agentes de policía.

Faltaban diez minutos para las nueve y media. Un coche lo trasladó hasta la Delegación del Gobierno en Andalucía, donde fue informado de la declaración del ex novio de su hija. Tres cuartos de hora más tarde, regresaba a su casa con el semblante desencajado. Tampoco hizo declaraciones. Ya sabía que Marta estaba muerta.

"[Pedimos] una reflexión a las autoridades: que la Justicia debe cambiar y no se debe ser blando con asesinos fríos y calculadores como estos", afirmó Javier Casanueva, tío de Marta y portavoz de la familia. Casanueva leyó un comunicado a las siete de la tarde junto a la casa de Marta, ante cientos de vecinos, en el que pedía también que no se denominara a Miguel C. D. como ex novio de su sobrina. "No se puede pensar que puede haber reinserción para este tipo de individuos que han actuado con tanta frialdad", añadió.

El delegado del Gobierno dio la noticia al padre ayer por la mañana

Apoyo de los vecinos

Están destrozados, pero lucharán "con todas sus fuerzas" y con las plataformas existentes para que "no vuelva a repetirse un calvario como el que ha pasado esta familia". Los vecinos respondieron con gritos de apoyo: "¡Queremos justicia, queremos justicia!". Desde primera hora de la mañana, el portal número 3 de la calle Argantonio, donde Marta fue vista por última vez, se convirtió en un ir y venir de familiares y amigos. Todos entraban y salían de la casa con semblante serio y, en algunos casos, llorando, pero nadie confirmaba la noticia. "Yo en este momento no puedo hablar, lo siento mucho", señaló una amiga de Marta. El rumor de su muerte era ya imparable. Estaba confirmado.

Una prima de Marta declaró que conocía al homicida y que le parecía un chico normal: "Fue novio suyo hace ya mucho tiempo. Salieron más o menos durante un mes y antes fueron amigos. Yo le conocía porque estuvimos en una boda tomando algo. Parecía un chico normal, como cualquier otro. Nunca pude imaginar que pudiera pasar algo así", explicó Sandra.