Archivo de Público
Martes, 10 de Febrero de 2009

Los líderes del PP se sienten víctimas de una conspiración

Arenas dice que el uso político de los fiscales no tiene precedentes en democracia.

YOLANDA GONZÁLEZ ·10/02/2009 - 21:03h

Un día después de que Esperanza Aguirre aceptara tres dimisiones en el seno de la Comunidad de Madrid, tocaba sacar pecho. Destacados dirigentes conservadores aprovecharon ayer para defender la "transparencia y responsabilidad" con la que están actuando y presentarse como las víctimas de una campaña de filtraciones para dañar la estructura del PP.

La primera en manifestarse fue la propia presidenta madrileña. "Me parece verdaderamente escandalosa la campaña de desprestigio emprendida contra el PP y la utilización de las instituciones, las filtraciones, me parece vergonzoso. De ello tendrán que responder quienes están impulsándolo", espetó. Después, consciente de que la imagen que su partido está proyectando no es la mejor, lanzó un mensaje a los madrileños: "Que sepan que nadie va a empañar la transparencia que tenemos en la Comunidad".

"Trayectoria intachable"

De no empañar la imagen también habló la secretaria general del PP. Fue a la salida de un desayuno informativo con Antonio Basagoiti, el candidato de su partido para las elecciones de Euskadi, el mismo acto en el que habló Aguirre. María Dolores de Cospedal mantuvo que su partido no va a permitir "actuaciones" que "empañen una trayectoria intachable del PP de lucha por la libertad y la democracia". Al mismo tiempo, agradeció a quienes han presentado sus dimisiones que hayan querido "mantener alejado su nombre del nombre del PP para mantener la honorabilidad del partido".

Por su parte, Basagoiti no mostró reparos, una vez más, a la hora de sostener que la trama no favorece al PP. No obstante, señaló que su partido "ha actuado de una manera clara y contundente si lo comparamos con la del PSOE, que es capaz de ir a las puertas de las cárceles a aplaudir a los condenados". El candidato del PP a la presidencia del País Vasco dijo sentir "repugnancia" de que mientras en su partido hay gente que se juega la vida por defender unas ideas, haya por ahí "unos conseguidores" que usan en nombre del PP a cambio de dinero.

Por su parte, la portavoz del PP en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, mantuvo que "la casi totalidad de militantes del PP es gente honorable". Además, anunció que su grupo iba a registrar en la Cámara Baja una iniciativa para que el fiscal general del Estado explique por qué hay casos bajo secreto de sumario que después se filtran.

En esta línea, el vicesecretario general de Política Autonómica y Local, Javier Arenas, se lamentó del "uso político" que se está haciendo en los últimos cinco años por parte del Gobierno "de algunos fiscales". Dijo que esto jamás se produjo en democracia, ni con Adolfo Suárez, ni con Leopoldo Calvo Sotelo ni con Felipe González ni con José María Aznar.

Más claro y duro en sus críticas fue el alcalde de Valladolid, Javier León de la Riva(PP), que opinó que igual que las bombas de ETA son habituales antes de unas elecciones, "las actuaciones del juez Garzón también", informa Efe. El PSOE le ha exigido una rectificación.