Archivo de Público
Sábado, 7 de Febrero de 2009

Tibia acogida de la crítica a una parodia de Bush en Broadway

Reuters ·07/02/2009 - 10:33h

El debut del cómico Will Ferrell en Broadway parodiando a George W. Bush provocó tibias críticas a su interpretación del ex presidente estadounidense, que había desarrollado en su participación en el conocido programa "Saturday Night Live" de la cadena NBC.

"You're Welcome America. A Final Night with George W. Bush" fue objeto el viernes de diversas reseñas con muchos críticos destacando que Ferrell ofrece, en vez de una aguda sátira teatral, más de su humor evidente con el que se ha fabricado una carrera en el cine.

Pero aún así los expertos creen que le irá bien debido su popularidad. El comediante personificó a Bush en el programa de humor de la NBC antes de realizar una serie de películas exitosas como "Elf", "Pasado de vueltas", y "Patinazo a la gloria".

El crítico del diario New York Times Ben Brantley dijo que partes del show de Ferrell pertenecen más al campo del humor absurdo que a una representación clara de un "genio cómico".

"Definitivamente esta producción va menos sobre el legado de George W. Bush que sobre su caricatura, perfeccionada por Will Ferrell", señaló Brantley. "A veces es graciosa, y a veces decae. Me reí y bostecé", añadió.

El crítico del periódico New York Post Frank Scheck escribió que la obra era "generalmente el humor vulgar" que dio fama a Ferrell y "apenas una punzante sátira política".

"Es algo agradable para las audiencias de Broadway que quieren ver en directo a uno de sus cómicos favoritos", acotó Scheck, añadiendo que Ferrell debería retirar al personaje el próximo mes cuando terminen las funciones.

El actor, de 41 años, aumentó su popularidad antes de las elecciones presidenciales del 4 de noviembre cuando reapareció en "Saturday Night Live" emulando a Bush.

"Los admiradores acérrimos de Ferrell o incluso los casuales no se sentirán defraudados", comentó David Rooney de la revista Variety y sobre su representación declaró que era "catártica, casi una limpieza" (a la imagen) de Bush.