Archivo de Público
Miércoles, 21 de Noviembre de 2007

Los triunfadores anónimos del "¿por qué no te callas?"

La frase del rey ha sido explotada por pequeños emprendedores para hacer negocio

BLANCA SALVATIERRA ·21/11/2007 - 21:26h

Emilio Peña, de 27 años, y su hermano Juan Fran, de 25, posan con su creación. GOATXA

No parece que la frase “¿por qué no te callas?” le haya quitado el sueño a Hugo Chávez. El que casi no duerme desde entonces es Juan Fran Peña, un alicantino de 25 años, regente de la tienda on-line Goatxa.es . A su hermano Emilio se le ocurrió diseñar una camiseta con la famosa frase y no ha dejado de recibir pedidos en su web. Emilio diseñó la camiseta en su ordenador el mismo día en que la escuchó por televisión y esa misma noche se la puso para salir, provocando sorpresa e interés entre la gente con la que se cruzaba. No han pasado dos semanas y ya han vendido más de 1.500 unidades, una cifra importante para una tienda pequeña como la suya. “Las camisetas se hacen una a una. Yo las imprimo, las doblo y las envío”, explica Juan Fran. Los 150 diseños que vende en su tienda se materializan mediante un pequeño plotter y una plancha que él mismo compró en Alemania hace unos años.

Estos jóvenes no son los únicos que han visto crecer así sus ingresos. Tiendas de chapas, tazas y todo tipo de objetos personalizados también han aprovechado la oportunidad. Uno de los filones más llamativos ha sido la venta de dominios. Cuando el vallisoletano Alejandro Martín entró en Internet para registrar el dominio, la noche que se popularizó la frase, sólo estaban disponibles los terminados en .net y .info. Se decidió por el último; le costó 29 euros y lo ha vendido en eBay por 51,50. Su mujer, Mercedes, dice que si supieran diseñar páginas web no lo habrían soltado. Esto ha hecho Andoni Ansean, propietario del sufijo “.es”, que conserva por si en algún momento puede tener contenido.

Los hermanos Peña también creen que la demanda de sus camisetas aún tendrá recorrido: “Cada vez nos piden más, estamos extrañados”. Con un precio de 18 euros por prenda, la facturación ronda ya los 27.000 euros. Mientras dure la racha Juan Fran y Emilio no tendrán tiempo para disfrutar de este éxito. Tal vez luego puedan plantearse abandonar con lo ganado el sótano de la casa de sus padres, en Elda (Alicante), donde tienen las máquinas con las que realizan las camisetas.

Arturo Ramón, gerente de la tienda online Promogrupos.com, comercializa otro diseño de camiseta. Ramón no resta importancia a la idea, pero sí es más modesto que los hermanos Peña. “No tenemos un plan de negocio con esta camiseta, es para salir de marcha y reírse”, aclara.

Una frase que se ha convertido en un fenómeno social

 
El virus llega a la Red

Con un remitente falso de YouTube, el troyano ‘por qué no te callas’ intenta engañar a los clientes del banco mexicano Banamex con un e-mail donde anuncia un vídeo. Cuando el usuario pincha en sus enlaces, comienza la descarga de un programa ejecutable que crea formularios falsos de ese banco.

Los vídeos de YouTube

1.210 vídeos aparecen en YouTube bajo el concepto ‘Por que no te callas’, desde el original a todo tipo de parodias y montajes; versiones dance, hip-hop, pasodoble, karaoke o el Reyggeaton, definido como “el nuevo ritmo latino”, o “Juan Carlos I de Esparta”, ambientado en la película ‘300’.

Web con nombre propio

Unas horas después de que se hicieran públicas las imágenes, el dominio ‘porquenotecallas’ estaba registrado con casi todos los sufijos posibles (.com, .es, .net, .org, .info, etc). La mayoría fueron registrados en Arsys , por 29 euros, y algunos propietarios ya se han puesto manos a la obra para venderlos.

Tonos ‘autorizados’

Las compañías que comercializan tonos para móvil tardaron varios días en lanzarlo, ante posibles problemas legales, pero empresas como Grupo Zed ya se han decidido. Los expertos calculan que se pueden haber realizado medio millón de descargas, una tarta demasiado grande para dejarla escapar.

Mi ordenador y yo

El mismo sábado que salieron a la luz las imágenes, miles de usuarios editaron la intervención con su ordenador para extraer el audio y pasarlo a su teléfono móvil. Blogs como ‘Alt1040’ , entre otros, colgaron una versión remezclada del tono, que comenzó a extenderse con rapidez de forma gratuita.