Archivo de Público
Sábado, 24 de Enero de 2009

El 'número dos' del ex consejero de Justicia Prada también fue supuestamente espiado

No sólo fue objeto de seguimiento, sino que los espías asaltaron su despacho y se llevaron documentos y su ordenador personal

PÚBLICO.ES / EUROPA PRESS ·24/01/2009 - 11:05h

Prada, en una rueda de prensa del PP este jueves. EFE

El director de Seguridad de la Consejería de Justicia, Juan Carlos Fernández, 'número dos' del por entonces consejero de Justicia de Madrid, Alfredo Prada, también fue supuestamente espiado por agentes parapoliciales.

Según informa el diario El País, Fernández, identificado como "el cabezón", no sólo fue objeto de seguimiento, sino que los espías asaltaron su despacho y se llevaron documentos y su ordenador personal, en el que, supuestamente, figuraban algunos 'dossiers' patrimoniales de consejeros.

El ex comisario de policía, y entonces director general de Seguridad Ciudadana, Sergio Gamón, fue el encargado de llevar a cabo el supuesto asalto, para lo cual dispuso de cuatro subordinados de la Consejería de Interior.

Tras esto, el propio Juan Carlos Fernández denunció que le habían sustraído su ordenador, y Gamón fue destituido de su cargo, aunque sigue en la Consejería de Interior.

Actuaba a las órdenes de Granados

Prada también se quejó ante el consejero de Interior, Francisco Granados, quién aseguró que no había dado orden alguna de registrar el despacho de Fernández. Sin embargo, Gamón aseguró que siempre actuaba bajo las órdenes de Granados.

Alfredo Prada también fue destituido como consejero de Justicia por Esperanza Aguirre, y de inmediato pasó a formar parte del equipo de Mariano Rajoy.

Esta semana salió a la luz que el propio Prada también fue supuestamente espiado tras haber mostrado públicamente su apoyo a Rajoy.

Prada, ahora director en el exterior del PP, opinó que "incluso" el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, debe colaborar con la Fiscalía para esclarecer "inmediatamente" el caso de los supuestos seguimientos, y no bromear con estos "hechos gravísimos", en referencia a las palabras del socialista que este jueves ironizó con que el caso es como "de Mortadelo y Filemón".

"Rubalcaba no debería bromear con estos hechos, como si fuera un antiguo tebeo"

"Me parece que debemos todos, incluido el ministro, colaborar con la acción de la Fiscalía para el esclarecimiento inmediato de estos hechos, que me parecen de suma gravedad por haberlos sufrido no sólo yo sino también mi propia familia y, por informaciones que estamos recibiendo, también algunos de mis colaboradores en aquel entonces", continuó el popular.

"Se ha usado dinero público para fines ilícitos"

"De ahí se pueda deducir el deseo de que, de manera urgente, se pueda dilucidar la responsabilidad penal de unos hechos que, de ser ciertos, evidentemente son muy graves, son hechos delictivos", continuó el dirigente popular, para quien ahora todos deben ser "respetuosos con la actuación de la justicia".

Por último, se mostró particularmente preocupado por el hecho de que el espionaje al que se le sometió a él mismo refleja su "actividad, no sólo la pública, que es lógicamente de conocimiento público, sino también la privada y la de la familia", y subrayó que ese dossier que sobre él puede existir podría incluir también "fotos de niños menores de edad, que también han podido ser víctimas de seguimientos".

"En consecuencia, si se ha usado dinero público para fines ilícitos, estaríamos ante unos hechos muy graves e, insisto, hay que tener el máximo respeto hacia la actuación de la Fiscalía en estos momentos", zanjó.