Archivo de Público
Jueves, 22 de Enero de 2009

"España tiene que pedir perdón por los años de esclavitud"

Donato Ngongo es profesor de la Universidad de Columbia en Missouri (EE.UU.)

D.A. ·22/01/2009 - 23:00h

Donato Ngongo

¿Qué le parece la propuesta de que España "se solidarice y reconozca los derechos de los negros a lo largo de la historia"?

Es una propuesta que hace justicia a la comunidad afroamericana. Es necesario por el sufrimiento que han provocado la esclavitud, el colonialismo y, últimamente, el neocolonialismo. La primera materia prima que exportó África fueron los esclavos, antes incluso que el oro o el petróleo. La iniciativa es importante y justa.

¿España debería pedir disculpas por la esclavitud, expresamente, como hizo EEUU?

España tiene más motivos que ningún otro país para pedir perdón. De manera indirecta, estuvo comprando cargamentos de esclavos para sus colonias a países como Portugal, Holanda o Inglaterra. Luego se dio cuenta de que era más barato tener una cantera de esclavos propia. En 1777, Carlos III firmó con Portugal el tratado del Pardo. Desde entonces, España tuvo el control del actual golfo de Guinea y esclavizó a miles de personas hasta que abolió esta práctica en el año 1815.

Pero la siguió practicando...

Sí, de forma ilegal siguió sacando esclavos de África hasta la década de 1870. España tiene la obligación de resarcir a los africanos, al menos moralmente.

¿Cuántos esclavos salieron del continente?

Es una cifra complicada de conocer porque en aquella época no había recuentos. Los historiadores calculan que fueron entre 50 y 100 millones de personas, pero no sólo hay que tener en cuenta a los esclavos, sino también a los que murieron en las travesías en condiciones inhumanas o los que perecieron cuando luchaban por no ser capturados. No sacaron a ancianos ni niños, sino a los jóvenes más fuertes y eso provocó un vacío que el continente sigue pagando.

¿Han de compensar económicamente los estados a África?

Es necesario. Otros grupos humanos, como los judíos tras la II Guerra Mundial, han sido compensados por su holocausto, pero los afroamericanos no. Las grandes potencias siguen mirando hacia otro lado.

EEUU sí pidió perdón.

Lo hizo porque tiene una deuda moral: el país se construyó a base de esclavos. Ahora es importante para unir a la población. Sus últimos presidentes han visitado los antiguos puertos esclavisas de África como gesto simbólico, pero el daño económico, político y cultural que se hizo a África es irrecuperable.