Archivo de Público
Miércoles, 14 de Enero de 2009

Nortel Networks se declara en bancarrota

El mayor fabricante de equipos de telecomunicaciones de Norteamérica ha solicitado la protección por quiebra

AGENCIAS ·14/01/2009 - 18:24h

Darryl Edwards, presidente de Nortel Networks en Europe.

Nortel Networks, el mayor fabricante de equipos de telecomunicaciones de Norteamérica, ha solicitado la protección por bancarrota, debido a que la crisis económica mundial sigue golpeando a su alguna vez exitoso negocio. La presentación se ha producido un día antes de que la compañía realice un pago de intereses de unos 107 millones de dólares.

Nortel y varias de sus filiales pidieron la protección por bancarrota en Estados Unidos a través del Capítulo 11 de la ley de quiebras, según una presentación judicial. Sus acciones se han desplomado más de un 76%, a 7,5 centavos, en las operaciones electrónicas previas a la apertura de los mercados.

"Basado en su presentación, el Consejo de Administración debe creer que si el cuarto trimestre ha sido malo, el primer trimestre de este año será tan malo o peor", señaló el analista Duncan Stewart. "Pese a que tienen efectivo a corto plazo, el panorama a medio plazo no es suficiente para que la compañía sea viable", agregó.

La empresa añade que espera que sus filiales en Europa, Oriente Medio y Africa hagan lo propio

La empresa añade que espera que sus filiales en la zona EMEA (Europa, Oriente Medio y Africa) hagan lo propio en Europa, informó la firma. En España, Nortel opera con oficinas en Madrid y Barcelona.

La firma canadiense apuntó que sus filiales en Asia, Caribe y Latinoamérica, así como el negocio Nortel Goverment Solution, no se verán afectados por estos procedimientos, y espera que continúen operando como lo hacen habitualmente.

Nortel anunció el pasado mes de noviembre que sus pérdidas en el tercer trimestre del ejercicio ascendían a 3.413 millones de dólares (2.663 millones de euros), así como su intención de recortar la plantilla en 1.300 trabajadores y congelar los incrementos salariales.