Archivo de Público
Lunes, 12 de Enero de 2009

Blair insiste en que el alto el fuego pasa por desarmar a Hamás

El ex primer ministro británico se reunió este lunes con el presidente egipcio para seguir esbozando un plan de paz para la zona

PÚBLICO.ES/AGENCIAS ·12/01/2009 - 11:28h

El ex primer ministro británico, Tony Blair, en su visita a El Cairo. AFP

El enviado especial del Cuarteto para Oriente Medio, Tony Blair, analizó este lunes en El Cairo con el presidente egipcio, Hosni Mubarak, la situación en Gaza y las posibilidades de alcanzar un alto el fuego, con la propuesta franco-egipcia de paz como hoja de ruta.

Blair, que llegó anoche a El Cairo al frente de una delegación, mantuvo esta mañana una reunión con Mubarak en la sede de la Presidencia egipcia.

Las conversaciones entre ambos se centraron en la iniciativa egipcia que fue propuesta por Mubarak el pasado 6 de enero y que busca un cese de las hostilidades en Gaza, objetivo de una operación militar israelí desde el pasado 27 de diciembre. El plan egipcio una tregua por un período limitado y la apertura de los puestos fronterizos para que se pueda recibir asistencia humanitaria en Gaza. Hasta la fecha, Blair se ha posicionado con Israel y sólo ve posible una tregua si Hamás es desarmada.

En este mismo sentido se expresó el ex premier británico al término de la reunión. Blair insistió en que "el alto el fuego es posible", pero siempre que Hamás deje de recibir armas. No obstante, el enviado del Cuarteto (EEUU, UE, Rusia y la ONU) reconoció, aún hacen falta "más detalles y más trabajo serio".

Según Blair, para resolver la crisis de Gaza primero hay que lograr un alto el fuego en la franja; como segundo paso, mencionó la reconstucción de Gaza y para finalizar llamó a las distintas facciones palestinas a que se unan para allanar el camino para el establecimiento de un Estado independiente.

Asimismo, destacó que el Cuarteto trabaja para que se aplique una nueva estrategia en Gaza, que consiga unir esta franja con Cisjordania.

Rechazaron el pacto

En un principio, Nicolas Sarkozy, que también participó en la iniciativa se mostró convencido de que ambos bandos aceptarían el pacto. Finalmente, ni unos ni otros dieron el visto bueno, fracasando una vez más las labores diplomáticas.

Además, establece negociaciones para levantar el bloqueo que sufre Gaza desde hace año y medio, garantías para evitar un deterioro del conflicto y pasos para lograr la reconciliación palestina. Blair y Mubarak analizaron, asimismo, los pasos necesarios para permitir el envío de ayuda humanitaria a los palestinos en Gaza, según MENA