Archivo de Público
Martes, 6 de Enero de 2009

La mayor caída de la vivienda en 23 años

Los pisos nuevos bajan un 6,6%, según Sociedad de Tasación

 

S. R. ARENES ·06/01/2009 - 08:00h

La crisis económica ha intensificado la caída en el precio de los pisos nuevos en 2008 hasta el 6,6%, con lo que el metro cuadrado se sitúa en 2.712 euros en las capitales de provincia. Se trata del mayor descenso en, al menos, los últimos 23 años, ya que fue en 1985 cuando Sociedad de Tasación, una de las principales tasadoras del país, comenzó a elaborar sus estadísticas.

Hay que remontarse a la anterior crisis económica para ver retrocesos de precios, pero entonces fueron menores que ahora. En 1992, la vivienda nueva bajó un 1,5% y en 1993, sólo cayó un 0,2%. Desde entonces, este mercado sólo ha conocido subidas paulatinas hasta el pico del 16% en 2003, ejercicio en el que comenzaron a moderarse los aumentos de precios. Dentro del maremágnum de estadísticas, la de Sociedad de Tasación sobre pisos nuevos se encuentra entre las más acreditadas. Sus datos se basan en las tasaciones de más de 136.000 viviendas de diferentes tipos correspondientes a más de 5.900 promociones de todo el país.

Caída real

Desde la anterior crisis de 1992 y 1993 no se daba una caída real anual tan fuerte en el precio de los pisos nuevos, ya que, contando la inflación del 1,5% registrada el año pasado, el retroceso pasa del 6,6% nominal al 8,1% real.

De media, un piso nuevo de 100 metros cuadrados vale 271.200 euros. Aunque el valor se dispara en Barcelona, primera en la clasificación del metro más caro de España, con un precio de 4.243 euros. Le siguen San Sebastián (3.918 euros por metro cuadrado) y Madrid (3.658 euros).

En el otro extremo, la lista tampoco ha cambiado demasiado y la encabeza Pontevedra, con el metro a 1.435 euros, por delante de Badajoz, con 1.470 euros, y de Lugo, con 1.499 euros.

Descensos de hasta el 12%

El mayor descenso en precios se dio en Almería y se situó en el 11,9%. Muy cerca se quedó el 10,5% de retroceso que sufrieron los pisos nuevos de Vitoria, mientras la tercera mayor caída se registró en Las Palmas, un 9,6%. "La tesis de que suelen caer más los precios allí donde más han crecido antes suele cumplirse, aunque, en el caso de Almería se debe a la caída de la demanda y en el de Vitoria, a que allí se hace la mejor política de vivienda protegida y hacia ella se han canalizado los compradores", explicó ayer José Luis Estevas-Guilmain, presidente de Sociedad de Tasación.

La otra cara de la moneda la encarnó Soria, la provincia que mejor ha aguantado la crisis y donde menos ha caído la vivienda nueva en 2008: sólo un 0,2%. Le siguieron León y Lugo, con descensos del 2,6% y del 2,7%, respectivamente.

Este año, las perspectivas no mejoran. En el primer semestre, las ventas tenderán a ralentizarse y se mantendrá la tendencia de caída de precios "hasta que se absorba el excedente de oferta existente" que, según Estevas-Guilmain, es menor al millón de pisos que cifran otros expertos del sector. "Sin crecimiento económico, seguirá habiendo caída de precios este año; lo peor es la incertidumbre económica", apunta el presidente de Sociedad de Tasación.

La demanda de vivienda no tiene visos de reactivarse ni con la rebaja del Euribor porque, según un informe de la Fundación Cajamar, la banca ha elevado sus primas de riesgo en estos créditos para compensar el alza de la morosidad.

La situación de la construcción residencial es "muy preo-cupante", según el estudio y "no existe ningún indicio que haga pensar en la próxima estabilización de sus indicadores", informa Europa Press. La construcción seguirá destruyendo empleo y bajará de los dos millones de trabajadores en el primer trimestre.