Archivo de Público
Martes, 23 de Diciembre de 2008

Un terremoto de 5,2 grados sacude el norte de Italia sin causar víctimas

Numerosos vecinos se echaron a las calles milanesas y de las otras localidades tras escuchar la sacudida, que duró cinco segundo

REUTERS ·23/12/2008 - 17:00h

Un temblor de tierra de una magnitud de 5,2 grados en la escala de Richter se registró hoy en el norte de Italia, sin que, según las noticias que se tienen hasta el momento, haya causado daños personales o materiales, informó Protección Civil.

El seísmo, precisó el Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología, se produjo a las 16,25 horas local (15.25 GMT) en la región de Emilia Romaña y el epicentro fue localizado, según los medios locales, a seis kilómetros de profundidad entre las provincias de Parma y Reggio Emilia.
Demetrio Egidi, director de la Protección Civil de la región norteña de Emilia Romana, precisó al canal de televisión por satélite Sky TG24, que el epicentro fue localizado en los Apeninos, entre las localidades de Vetto Canossa, Neviano degli Arduini y Traversetolo.

La sacudida fue notada en Milán, Bolonia, Venecia, Florencia, Lecco y otras ciudades norteñas. El hecho de que se sintiera en todo el norte se debió, según los medios locales que citaron a responsables de Protección Civil, a la escasa profundidad del epicentro.

Numerosos vecinos se echaron a las calles milanesas y de las otras localidades tras escuchar la sacudida, que duró cinco segundo. Las centralitas de los bomberos y los carabineros de la zona afectadas quedaron bloqueadas ante las numerosas llamadas pidiendo información.

Enzo Boschi, presidente del Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología, dijo a SkyTG24, que se ha tratado de un seísmo "bastante fuerte, pero no, ciertamente, destructivo". Boschi señaló que se trata de un "típico" temblor de la zona de los Apeninos septentrionales y no descartó que en las próximas horas se registren nuevos temblores de asentamiento, de menor intensidad.

En Génova (noroeste) también tembló la tierra, aunque, según los medios locales, se trataría de otro terremoto, de poca intensidad.