Archivo de Público
Sábado, 20 de Diciembre de 2008

Robben devuelve la verticalidad al Real Madrid

Los hombres de Juande se marchan de vacaciones cogiendo aire después del triunfo ante el Valencia. Ambos conjuntos carecieron del control del balón y de puntería. La inspiración del extremo holandés desequilibró el choque

AGENCIAS / PÚBLICO.ES ·20/12/2008 - 21:53h

EFE - El centrocampista holandés del Real Madrid Arjen Robben encara a Asier Del Horno y Carlos Marchena.

El Real Madrid recuperó el pulso de la Liga sostenido por el talento y la inspiración del holandés Arjen Robben, y evitó un negro cierre de año, paliado con un sufrido triunfo ante el Valencia, que no decayó a pesar de jugar la última media hora con un jugador menos por la expulsión de Carlos Marchena.

Los tres puntos dan aire al conjunto de Juande Ramos, que de perder podía haber cerrado el ejercicio al margen de los puestos de Europa. La leve mejoría desvelada en el Camp Nou, donde el Real Madrid maquilló su imagen pese a la derrota, no sirvió para amortiguar las urgencias del equipo, necesitado de puntos para mantener el tipo en la carrera liguera.

Robben se gustó, asistió a Higuaín en el gol y a veces mantuvo el balón en exceso

La noche estaba hoy preparada para que se luciera Robben. El holandés entró enchufado desde el principio y en la primera ocasión en la que tuvo el balón controlado, la primera en que encaró, sorteó a dos defensas. Asistió a Gonzalo Higuaín que lanzó fuera del alcance del meta brasileño Renan Brito.

Robben, eléctrico

El undécimo tanto del atacante argentino encarriló la situación para el conjunto blanco. En tiempos de sobresaltos el conjunto de Juande Ramos gozó de la iniciativa en el marcador. Un asunto abandonado en las últimas citas ligueras del Real Madrid. Del exterior holandés fue la segunda aproximación seria de los locales. No buscó el pase, sin embargo, y su disparo fue adivinado por el portero sudamericano.

Y es que con Robben activo, Juande recurrió a las bandas. Con Royston Drenthe por la izquierda. Desechado quedó el argumento empleado en el Camp Nou, donde dada la precariedad de efectivos, la firmeza defensiva fue su prioridad.

Rafael Van der Vaart también se sintió a gusto. La ausencia de Raúl González del once inicial, mermado por la gripe que padeció durante la semana, permitió al holandés ocupar la segunda punta. Lo prefiere Van der Vaart, reclamado más por los técnicos blancos para formar parte de la parcela ancha. Su rendimiento ha sido puesto en entredicho. Lanzó al palo al cuarto de hora un balón con pinta de gol.

Villa, reclamo en el Bernabeu por las especulaciones y respuestas de su presunto fichaje blanco, marró dos claras oportunidades antes del descanso. No hubo 'guerra de sietes'. Dada la suplencia del madridista.

El desorden marcó el partido

El partido perdió el orden con premura. Agitado por el Valencia, que animó su apuesta en cuanto comprobó la falta de compostura de su rival en defensa. El cerco a Iker se estrechó y el Madrid empezó a perder el balón y el sitio en cualquier percance.

Mata y Villa, muy activos, se toparon con los centrales madridistas y con Casillas

Fernandes dio el primer aviso en el arranque de la segunda mitad y Villa, con un tiro que dio en el palo, el segundo. Salió crecido el Valencia. Convencido de salir airoso del Bernabeu. El empate se vio venir cuando Casillas evitó el primer gol en un remate de Rubén Baraja, a bocajarro. El capitán de la selección española desvió con una mano y el palo hizo el resto. Guti pudo sentenciar a continuación. Pero frenó un contraataque cuando encaraba sólo a Renan. E Higuaín echó fuera un balón con la portería desierta.

Carlos Marchena dejó a su equipo con diez en el peor momento. Midió mal una entrada a Robben, le paró con el pecho sin sentido y vio su segunda amarilla. Tres minutos antes ya había entrado David Silva. Y también el canterano Miguel Palanca en el Real Madrid, que se llevó un codazo fortísimo de Albiol al poco de salir al campo.

No sentenció el cuadro de Juande. Higuaín desperdició cada asistencia de Robben. Algunas imposibles. Hoy no fue el día del argentino, pese al gol. Y tampoco de Guti, que mandó alto un balón a puerta vacía y que pudo cerrar el partido. El Real Madrid, al final, no tuvo que lamentar con un gol en contra su tremenda falta de puntería. La lesión de Van Nistelrooy deja al equipo sin un un rematador de área. Huntelaar tendrá a partir de enero esa misión, no fallar las ocasiones claras. Con eso y un poco más de orden, el equipo blanco ya habrá mejorado lo mínimo exigido.

Ficha técnica

1 - Real Madrid: Casillas, Michel Salgado, Cannavaro, Metzelder, Marcelo (Torres, m.72); Gago, Guti, Drenthe (Raúl, m.46), Robben, Van der Vaart (Palanca, m.55) e Higuaín

0 - Valencia: Renan, Miguel, Marchena, Albiol, Del Horno (Maduro, m.63), Albelda, Fernandes, Baraja (Silva, m.63), Mata (Vicente, m.75), Joaquín y Villa.

Gol: 1-0,m.3: Higuaín.

Árbitro: Ramírez Domínguez, del Comité Andaluz. Expulsó a Marchena por doble amonestación (m.67) y mostró tarjeta amarilla a Del Horno (m.21). Michel Salgado (m.28); Marcelo (m.31); Albiol (m.69), Robben (m.83) y Palanca (m.88)

Incidencias: encuentro correspondiente a la decimosexta jornada de Liga disputado en el estadio Santiago Bernabeu ante unos 70.000 espectadores.