Archivo de Público
Domingo, 18 de Noviembre de 2007

Otros 16 muertos en choques entre suníes y chiies en áreas tribales de Pakistán

EFE ·18/11/2007 - 09:13h

EFE - El sub secretario de Estado de EE.UU., John Negroponte, ha concedido hoy una conferencia de prensa en Islamabad (Pakistán), en la que ha urgido al presidente pakistaní, Pervez Musharraf, a cesar el estado de emergencia imperante en el país, retirarse como jefe de las Fuerzas Armadas y liberar a todos los presos políticos.

Al menos 16 personas murieron hoy en nuevos choques armados entre suníes y chiíes en las áreas tribales paquistaníes fronterizas con Afganistán, lo que eleva los fallecidos en cuatro días a 61, según fuentes oficiales.

Los combates continuaron hoy con miembros de ambas comunidades religiosas que emplearon fuego de morteros, proyectiles y armas pesadas para atacar casas y mezquitas de la secta rival en la ciudad de Parachinar, situada en la provincia tribal de Kurram.

Según una fuente oficial, el resultado de los enfrentamientos es hasta el momento de 61 personas muertas y de 150 heridos desde que comenzaron, el pasado jueves.

Parachinar, centro de los combates y principal ciudad de la zona, es conocida como el "Pequeño Irán" porque está dominada por los chiíes, pese a que estos componen sólo el 20 por ciento de la población de Pakistán.

La ciudad, que ya había sido escenario de violentos combates con 80 muertos en el mes de abril, se encuentra bajo el toque de queda indefinido desde el viernes y el Ejército paquistaní ha desplegado tropas en varias áreas estratégicas, aunque no ha podido impedir que varias mezquitas resultaran dañadas.

La chispa que ha encendido el conflicto fue un ataque por parte de varios pistoleros chiíes contra una mezquita suní de la ciudad, durante el cual resultaron heridas dos personas.

Este viernes, hubo nuevos tiroteos que causaron la muerte a varias personas, con los miembros de ambas sectas islámicas utilizando "armas pesadas", según un oficial del Ejército.

A unos 400 kilómetros al oeste de Islamabad, muy cerca de la frontera con Afganistán, Parachinar está dominada por la etnia pashtún, aunque suníes y chiies pertenecen a distintas tribus.