Archivo de Público
Sábado, 13 de Diciembre de 2008

Zapatero dice que 2009 será el año de mayor inversión pública

El  Gobierno promete invertir 33.000 millones de euros en obra pública y asegura que el Ejecutivo será "exigente" con las entidades financieras para que faciliten el crédito y la liquidez 

EFE ·13/12/2008 - 14:23h

 

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha informado de que en el año 2009 se destinarán 33.000 millones de euros a la inversión pública, "la mayor cifra conocida en democracia", de los cuáles 8.000 millones los invertirán los ayuntamientos.

En su intervención en la II Conferencia de alcaldes socialistas de la Comunidad de Madrid, el presidente del Ejecutivo ha subrayado que se trata de una "movilización sin precedentes de recursos públicos y de decisiones políticas para ganar el reto de la crisis" y en la que "contamos con todos".

"Los recortes sociales no van a ser la respuesta contra la crisis, eso se lo dejamos a otros"

El jefe del Ejecutivo ha explicado que el reto ante esta crisis, "fruto del exceso, de los errores y del interés desmedido vivido en el sistema financiero", es la inversión productiva y social, "la respuesta no va a ser, y menos con el Gobierno que presido, los recortes sociales, eso se lo dejamos para otros".

Zapatero ha pedido a los ayuntamientos que sean "vanguardias de referencia" para extender la cohesión social y las infraestructuras sociales.

Una inversión sin precedentes

En relación a la inversión pública y según ha puntualizado Zapatero, de los 33.000 millones de inversión, 19.000 serán para infraestructuras de transporte, 8.000 para ayuntamientos y 5.000 para inversión medio ambiental lo que convertirá al 2009 "en el año de la historia de este país con mayor obra pública en marcha".

Zapatero ha hecho hincapié en que el empleo es el objetivo principal y para ello se ha dado una alternativa a la obra pública.

En este sentido se ha dirigido al presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Pedro Castro, a quien ha dicho que el Gobierno pide a los ayuntamientos que "elaboren las obras y las adjudiquen cuanto antes" ya que aquí "no tenemos el problema de la financiación".

Además, al finalizar su intervención ante el medio centenar de alcaldes, Zapatero les ha instado "a hacer las obras cuanto antes".

Apoyo a la vivienda

Zapatero también ha reiterado el compromiso del Gobierno de que las políticas sociales, de cohesión y bienestar social "se mantienen intactas", al igual que "nuestros compromisos de subir las pensiones mínimas y de mantener e incrementar el apoyo para el acceso a la vivienda".

"Las políticas de cohesión y bienestar social se mantienen intactas"

 

Dentro del Plan de Vivienda aprobado para el periodo 2009-2012 por un monto de 10.000 millones de euros, el Ejecutivo prevé además relanzar la vivienda protegida, con 1 millón de actuaciones de ayuda a la adquisición para dar prioridad a los colectivos con más necesidades, como las mujeres víctimas de violencia de género.

Ese plan tiene además "como novedad" que incentivará también la rehabilitación de vivienda, "porque entendemos que eso, con el alquiler, son dos modelos a seguir", dijo.

Zapatero ha recordado que el Ejecutivo ha puesto 250.000 millones de euros para respaldar al sistema financiero, comprando activos y avalando la emisión de deudas, es decir, "una movilización ingente de recursos públicos".

Mayor liquidez y acceso al crédito

El presidente ha asegurado además que las medidas de respaldo al sistema financiero, que han entrado en funcionamiento prácticamente hace dos semanas, provocaran un mayor acceso a la liquidez y al crédito.

Ha reconocido que la "desconfianza y tensión" en el sistema financiero es "muy fuerte" y "la recuperación de la confianza para que la liquidez y el crédito vuelvan a tener cierta actividad va a exigir algo de tiempo".

También ha afirmado que el Ejecutivo será "exigente" con las entidades financieras para que faciliten el crédito y la liquidez "en la medida en que se recupere la normalidad".

Compromiso con el empleo

 Además, Zapatero ha asegurado que "nadie quedará a su suerte ante el drama del desempleo" porque combatirlo será durante el actual contexto de crisis una de las prioridades del Ejecutivo.

"Nadie debe aprovechar la crisis para imponer doctrinas de recorte social"

"El Gobierno estará allí porque entre mis prioridades está que no haya ni una sola familia que esté en una situación de grave preocupación o angustia por la pérdida de trabajo", declaró Zapatero tras asegurar que está convencido de que "el 95 por ciento de los españoles apoyan que el Gobierno dedique recursos a las familias con necesidades a causa del desempleo".

El líder socialista se muestra convencido de que el país "demostrará que sabe superar esta crisis con rapidez" pero advierte de que nadie debe aprovechar el actual contexto de crisis económica "para arrimar el ascua a su sardina tratando de imponer doctrinas de recorte social, de flexibilización del despido o cargando a los débiles la respuesta a la crisis", ha manifestado.