Archivo de Público
Viernes, 12 de Diciembre de 2008

Dos años de respiro si se deprecia el patrimonio

El Gobierno concederá una moratoria de dos años a aquellas compañías que estén atravesando momentos duros

PÚBLICO ·12/12/2008 - 23:00h

El Consejo de Ministros de este viernes dio un respiro a las empresas mediante un Real Decreto que concederá una moratoria de dos años a aquellas compañías que estén atravesando momentos duros por la depreciación de sus activos y se puedan verse abocadas a la liquidación.

Si el suelo, inmuebles o las existencias valen menos ahora de lo que se pagó por ello, "de manera excepcional, y sólo durante dos años (...) no se tendrá en cuenta a efectos de las reducciones de capital y de las causas obligatorias de disolución que contemplan la Ley de Sociedades Anónimas y la ley de Sociedades de Responsabilidad Limitada".

Porque una vía para evitar la liquidación sería la ampliación de capital hasta restablecer el equilibrio patrimonial, una posibilidad que ahora es de difícil aplicación por la escasez de liquidez del mercado.

Tampoco se considerarán pérdidas los instrumentos que se utilicen como cobertura de los flujos de efectivo.

Balón de oxígeno

Preguntado por Efe, el Instituto de Censores Jurados de Cuentas de España (ICJCE), el representante mayoritario de los auditores, consideró que la medida será "un balón de oxígeno" para las pymes, ya que la depreciación del inmovilizado material, las inversiones en inmovilizado y las existencias es una "cuestión coyuntural" por la inestabilidad de los mercados, que sin embargo podría obligar a muchas sociedades a disolverse.

El presidente del Registro de Economistas Asesores Fiscales (REAF), Jesús Sanmartín, explicó que muchas empresas españolas tendrán que provisionar la caída del valor de sus activos. Y ve "positiva la medida porque permite que se recupere ese valor una vez que haya pasado la crisis".