Archivo de Público
Sábado, 17 de Noviembre de 2007

El presidente sudanés pide abrir los cuarteles de la milicia estatal para prepararse para la guerra

EFE ·17/11/2007 - 16:58h

EFE - El presidente sudanés, Omar Hasan al Bachir, pidió hoy reabrir los cuarteles de la milicia pro-gubernamental Defensa Popular, para prepararse ante la eventualidad del estallido de una nueva guerra en el sur del país.

El presidente sudanés, Omar Hasan al Bachir, pidió hoy reabrir los cuarteles de la milicia pro-gubernamental Defensa Popular, para prepararse ante la eventualidad del estallido de una nueva guerra en el sur del país.

El gobernante hizo el llamamiento en un discurso pronunciado en la ciudad de Wad Madani, al sur de Jartum, con ocasión del decimoctavo aniversario de la creación de la Defensa Popular, que luchó junto al Ejército durante la guerra civil que azotó el sur entre 1983 y 2004.

"Nosotros no comenzaremos la guerra, no combatiremos en el sur, pero, si (las fuerzas del Movimiento Popular de Liberación de Sudán, MPLS) cruzan los limites del sur hacia el norte, pues deberán afrontar la responsabilidad", advirtió Bachir.

El jefe del Estado se refería al MPLS, que encabezó la resistencia armada sureña contra las tropas sudanesas en el antiguo conflicto bélico, y que ahora encabeza el Gobierno de la región autónoma del sur.

"Decimos a quienes desean encender el fuego de la guerra que nosotros deseamos ver vuestra visión en el campo de batalla y no en los hoteles ... quien enciende el fuego de la guerra deben sentir su calor", remarcó el presidente.

También se refirió al litigio que mantiene su Gobierno con el del sur sobre la soberanía de la rica zona petrolera de Ebei.

"Nosotros rechazamos el informe de los expertos que ha concedido esa zona al sur, ya que nuestro referente entre nosotros es la frontera de la región reconocida en 1905, por lo que no renunciaremos ni siquiera a un palmo de ella", recalcó Bachir.

No obstante, reiteró su deseo de cumplir con el acuerdo de paz suscrito con el MPLS en 2005.

Por su parte, el MPLS ha vuelto a pedir al régimen de Jartum que disuelva La Defensa Popular por considerar que contraviene lo estipulado en el tratado de paz, que establece que en Sudán no deben existir organizaciones armadas a parte del Ejército y el MPLS.

La crisis política que vive Sudán se desencadenó el pasado día 11, cuando el MPLS decidió abandonar el Gobierno central al considerar que el gobernante Partido del Congreso Nacional (PCN) no estaba cumpliendo con el acuerdo de paz.