Archivo de Público
Martes, 2 de Diciembre de 2008

Marruecos dice que el atropello mortal de dos jóvenes saharauis fue un accidente

Las autoridades marroquíes acusan a los jóvenes de haber creado el caos en la estación de autobuses de Agadir provocando el accidente, mientras que asociaciones saharauis proderechos humanos dicen que la policía los mató

PÚBLICO.ES/EFE ·02/12/2008 - 18:11h

Ver mapa más grande

Las autoridades marroquíes han comunicado hoy que la muerte de dos estudiantes saharauis que fallecieron ayer en la estación de Agadir (sur) cuando protestaban por la falta de plazas en un autocar fue un accidente y no un crimen como ha denunciado una asociación saharaui pro derechos humanos.

Según ha informado la agencia oficial MAP, dos de los jóvenes se agarraron a las lunas laterales de un autocar y otro al parabrisas delantero para impedir su salida, obstruyendo con ello la visibilidad del conductor, que perdió el control del vehículo y acabó chocando contra uno de los muros del recinto.

El choque, que según el presidente de la Asociación Saharaui de Víctimas de Graves Violaciones de los Derechos Humanos (ASVDH) Ibrahim Dahane, ha sido provocado, causó la muerte a dos de los estudiantes, de 20 y 22 años de edad, y heridas graves a un tercero, que todavía se encuentra en observación en el hospital Hassan II de esa localidad meridional.

¿Irresponsabilidad o brutalidad policial?

La Asociación Sahara Marroquí (ASM) ha denunciado en un comunicado la "irresponsabilidad" de los estudiantes saharauis que se manifestaron en esa terminal "exigiendo ser atendidos en primer lugar" y creando con su actitud "una verdadera psicosis en la estación".

La asociación pro derecho humanos recoge pruebas para que haya una "investigación clara y objetiva"

La nota añade que varios de esos universitarios bloquearon con piedras la salida del recinto y rompieron las lunas de un autocar, ante lo cual algunos viajeros llamaron a la policía para que dispersara a los jóvenes.

"Las fuerzas del orden intervinieron sin brutalidad para restabecer el orden", ha precisado la ASM, contradiciendo al presidente de la ASVDH, Ibrahim Dahane, quien ha dicho este lunes que los agentes actuaron "de forma brutal".

Dahane ha subrayado que su asociación está recogiendo pruebas para que haya una "investigación clara y objetiva". Además asegura que cuenta con "más de 30 testigos" que pueden demostrar la violencia utilizada por la policía, así como que la muerte de los dos jóvenes no fue un accidente, sino "un crimen".

Por su parte, la ASM ha presentado sus "sinceras condolencias" a las familias de las víctimas mortales, pero ha denunciado la conducta "irresponsable y escandalosa" de algunos de esos estudiantes y "la explotación política que ciertos medios separatistas han realizado de un simple accidente de circulación".

Las protestas por la escasez de plazas en los autobuses con destino al Sahara Occidental son habituales en Agadir, sobre todo en fechas cercanas a las vacaciones, debido al alto número de universitarios saharauis que estudian en esa localidad.