Viernes, 21 de Noviembre de 2008

Tabaquismo paterno en el hogar dañaría la salud de la familia

Reuters ·21/11/2008 - 14:23h

Los futuros padres que fuman y quieren proteger la salud de sus familias deberían hacerlo afuera de la casa, según sugiere un nuevo estudio realizado en Corea del Sur.

Los recién nacidos cuyos padres habían fumado en el hogar presentaron niveles mayores de nicotina en el cabello que los hijos de padres no fumadores, señaló el equipo de la doctora Moon-Woo Seong, del Centro Nacional del Cáncer en Goyang.

No obstante, los niños cuyos padres fumaban, pero sólo al aire libre, no tenían más nicotina en el pelo que los bebés de padres que no consumían cigarrillos.

"Fumar al aire libre reduce sustancialmente la exposición materna y fetal", concluyeron los autores.

El estudio, publicado en la última edición de American Journal of Epidemiology, incluyó a 63 tríos de madre, padre y recién nacido.

Ninguna de las madres era fumadora ni estaba expuesta al humo de segunda mano fuera del hogar. En 27 familias, el padre tampoco fumaba y en otras 27 sólo lo hacía al aire libre. En las nueve familias restantes, los papás fumaban dentro de la casa o el resto de los lugares compartidos.

Las madres que vivían con padres fumadores tenían niveles mucho más altos de nicotina y su subproducto, la cotinina, en el cabello, revelaron Seong y sus colegas.

En el caso de los bebés, los investigadores hallaron que los niveles de nicotina en el pelo eran mayores en los hijos de los padres que fumaban puertas adentro, comparado con los bebés cuyos padres sólo fumaban al aire libre.

Según los niveles de nicotina promedio, los expertos indicaron que la esposa de un fumador dentro del hogar estaba expuesta al 7,4 por ciento de todo el humo que consumía su marido, mientras que el 16,7 por ciento que inhalaba la mujer embarazada pasaba al feto.

"Nuestros resultados indican que el tabaquismo paterno dentro de la casa conduce a una exposición ambiental mayor al humo de tabaco para el feto y la madre. También hallamos que el hecho de que el papá fume fuera del hogar disminuye los niveles de humo de tabaco en el ambiente al que están expuestos su mujer e hijo", finalizó el equipo.

FUENTE: American Journal of Epidemiology, 15 de noviembre del 2008