Jueves, 13 de Noviembre de 2008

Vacuna de Merck protegería también a hombres de virus genital

Reuters ·13/11/2008 - 19:17h

Por Maggie Fox

Una vacuna diseñada para proteger a las mujeres y a las niñas del cáncer de cuello de útero causado por un virus genital, también ofrecería protección a los hombres, informó el jueves el fabricante de la inmunización, Merck and Co.

La vacuna Gardasil tuvo un 90 por ciento de efectividad en la prevención de las lesiones, fundamentalmente verrugas transmitidas sexualmente, provocadas por el virus en los hombres, reveló el equipo de Anna Giuliano, del Centro e Instituto de Investigación del Cáncer H. Lee Moffitter en Tampa, Florida.

La inmunización presentó alrededor de un 45 por ciento de efectividad en la prevención de la infección generada por las cuatro cepas del virus del papiloma humano (VPH) a las que apunta el producto.

"Observamos un 90,4 por ciento de eficacia en la reducción de lesiones genitales externas relacionadas con esos cuatro tipos de VPH -6, 11, 16 y 18- en los varones", dijo Giuliano durante una entrevista telefónica.

"Estos son los únicos datos que evalúan la eficacia de una vacuna contra el VPH en la prevención de la enfermedad en los hombres y fue presentada por primera vez esta semana en la Conferencia Multidisciplinaria Internacional de la Organización Europea de Investigación en Infecciones Genitales y Neoplasia", indicó Merck en un comunicado.

El VPH es la enfermedad de transmisión sexual más común en el mundo. Cerca de 20 millones de estadounidenses padecen actualmente la infección, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por su sigla en inglés).

El virus es la principal causa de cáncer cervical o de cuello de útero, que provoca la muerte de 3.870 mujeres por año en Estados Unidos y de 300.000 a nivel global.

El VPH también puede generar otros tipos de cánceres, como el anal y el de pene, además del bucal y el de cuello.

Gardasil y su rival, Cervarix de GlaxoSmithKline, son las únicas vacunas aprobadas para uso en niñas y mujeres, pero las empresas están buscando nuevos mercados y algunos expertos aseguran que también deberían emplearse en niños y hombres adultos.

Merck dijo que sigue pensando en suscribir un pedido de aprobación a fin de este año para que Estados Unidos autorice el uso de Gardasil en varones de 9 a 26 años.

El equipo de Giuliano evaluó a 4.065 hombres de 16 a 26 años, a los que les administró la vacuna o placebo y luego controló cada seis meses. La evidencia sugiere que la vacuna debe aplicarse antes de que la persona se infecte con VPH para que resulte efectiva.

Si bien protegió en menos de la mitad de los casos de infección con VPH en los hombres, la vacuna pareció prevenir el desarrollo de verrugas genitales y una condición precancerosa conocida como neoplasia intraepitelial.