Martes, 11 de Noviembre de 2008

ANALISIS-Obama se apresta a impulsar investigación células madre

Reuters ·11/11/2008 - 12:09h

Por Maggie Fox

Los partidarios e investigadores de trabajos científicos con células madre están alertas ante la llegada a la Casa Blanca del presidente electo Barack Obama, cuando se espera que revoque los límites al financiamiento federal para este tipo de estudios.

La medida sobre el financiamiento federal fue una de las ordenanzas más conocidas del presidente de Estados Unidos, George W. Bush, después de que asumió su cargo en el 2001, y Obama planea revertirla rápidamente, de acuerdo a uno de los líderes de su equipo de transición, John Podesta.

El lunes, la portavoz Stephanie Cutter dijo que Obama no había tomado ninguna decisión aún sobre varias de las ordenanzas de Bush y "consultará con líderes legislativos de ambos partidos, así como grupos interesados".

El resultado debería ser un aumento de los fondos y del interés, dijo David Greenwood de Geron Corp., cuyos activos aumentaron el lunes en más de 10 por ciento junto con las de aquellas compañías que tienen especial conexión con el campo.

"Hemos estado esperando por este día", dijo Greenwood en una entrevista telefónica.

"Aleluya, al fin!", afirmó el doctor Robert Lanza de la firma con sede en Massachusetts Advanced Cell Technology, que ha estado luchando por obtener financiamiento.

Aunque las compañías privadas están haciendo todo lo que está en sus manos para financiar sus proyectos, el peso del Instituto Nacional de Salud (NIH, por su sigla en inglés) del Gobierno es vital para que el proceso continúe, acordaron los expertos.

"En esta compañía probablemente hemos gastado 170 millones de dólares en (investigaciones) de células madre embrionarias", sostuvo Greenwood.

"Pienso que nuestros 170 millones de dólares probablemente igualan lo que todas las compañías con indagaciones sobre células madre han podido recaudar, y esa no es una gran suma para realizar investigaciones de ciencia industrial, en comparación a los 30.000 millones de dólares al año del NIH", aseveró.

Los partidarios de las investigaciones con células madre podrían abrir todo un nuevo campo de medicina regenerativa, en la que los pacientes podrían obtener trasplantes y tratamientos para el Parkinson, diabetes, cáncer, heridas y un rango extenso de otras enfermedades.

DE MANOS ATADAS

Durante años, Bush ha estado en tensión con el Congreso, investigadores y partidarios de esta clase de proyectos. Las células madre son las más importantes del cuerpo. La mayoría de las fuentes para este tipo de investigaciones, con células de la sangre o los tejidos, no son controvertidas.

Pero los embriones de días llamados blastocistos están compuestos por células madre pluripotentes, desde donde pueden formarse otras células y tejidos del cuerpo. Las células madres de embriones humanos recién fueron descubiertas en 1998.

La Enmienda Dickey de 1995, aprobada por el Congreso cada año desde entonces, prohíbe el uso de fondos federales para la destrucción de embriones utilizados en investigaciones científicas.

En el 2001, Bush extendió su restricción a través de una orden ejecutiva las investigaciones que usan células madres de embriones humanos. El Congreso ha intentado revertir la decisión con una amplia legislación sobre el tema, pero el presidente ha vetado cada proyecto de ley.

"Hemos estamos operando durante la última época con una mano atada a la espalda", sostuvo Lanza en un correo electrónico.

Amy Comstock Rick, presidenta ejecutiva del organismo Parkinson's Action Network, no ve la Enmienda Dickey como una traba significativa.

"Hay una gran línea de investigaciones en células madre que ya se están haciendo", dijo en una entrevista por teléfono. Ella piensa que una orden ejecutiva de Obama suspendiendo la medida aprobada por Bush haría mucho por el campo.

"Lo que hará es abrir una gran fuente de financiamiento a la que no ha sido posible tener acceso con las investigaciones de células madre", agregó.