Archivo de Público
Miércoles, 14 de Noviembre de 2007

El partido de Sharif acepta la propuesta de Bhutto para una gran coalición democrática

EFE ·14/11/2007 - 10:19h

EFE - Simpatizantes del partido islámico radical Jamat e Islam participan en un acto de protesta contra la declaración del estado de excepción en Pakistán por parte del presidente del país, el general Pervez Musharraf.

El partido del ex primer ministro en el exilio Nawaz Sharif, la Liga Musulmana de Pakistán-Nawaz (LMP-N), está dispuesto a conversar con la líder opositora Benazir Bhutto para llegar a una gran coalición y "restaurar la democracia".

"Estamos contentos de que Benazir Bhutto se haya acercado a nuestra posición. Siempre hemos dicho que con Musharraf no puede haber elecciones libres y justas, así que estamos dispuestos a colaborar para devolver a Pakistán a la democracia", dijo hoy a Efe el portavoz de la LMP-N Ahsan Iqbal.

Bhutto, líder del Partido Popular de Pakistán (PPP), había invitado ayer a las fuerzas opositoras a colaborar en la formación de una "gran coalición de intereses" para hacer frente a la "dictadura militar" del presidente, Pervez Musharraf.

"Me gustaría ver una coalición unida, es necesaria una coalición contra Musharraf", afirmó la ex primera ministra en declaraciones al canal de televisión "Dawn".

La líder del PPP se encuentra bajo arresto domiciliario en una residencia de Lahore (este) junto a varios altos cargos de su partido, aunque el Gobierno alega que ha rodeado la vivienda para proteger su seguridad ante la amenaza de atentados suicidas.

Mientras, el portavoz del LMP-N aseguró que su partido no tendrá problema en sentarse con ella para "restaurar la democracia".

"Bhutto tiene que aceptar que los jueces destituidos vuelvan a sus puestos y tiene también que apoyarnos en nuestra petición de que Musharraf se vaya. A partir de ese momento, no tendremos problema en sentarnos con ella y dialogar", aseguró Iqbal.