Lunes, 13 de Octubre de 2008

La eficacia se llama Villa

El Guaje ha marcado once goles en partido oficial en solo mes y medio de temporada

 

PEPE GARCÍA-CARPINTERO ·13/10/2008 - 08:00h

El amanecer en Tallin es áspero a pesar del triunfo de España. La estampa de la capital estona era fantasmagórica cuando los internacionales salían por la mañana del hotel.

Calles desiertas, algún que otro transeúnte despistado por una noche espirituosa y un recorrido por el casco antiguo es la única alternativa. "¡Qué vamos a hacer todo un día libre aquí!". La reflexión de Villa, secundada por la mayoría, no esconde la pesadez por no poder celebrar como se merece una nueva victoria de la roja.

De los pocos debates que subsisten de la etapa anterior, está el tema del sistema ideal

El guardameta Reina, que aparece siempre de un sitio imposible, le agarra por la espalda: "Guaje, vaya racha que llevas".

A Reina no le falta razón. Villa suma once goles en partidos oficiales esta temporada (seis en Liga, uno en UEFA y cuatro con la selección). "Me siento a gusto. Dicen que cuando los delanteros estamos en racha, debemos de aprovecharlo, ya llegará la sequía", afirma Villa todavía con los ojos hinchados de dormir. "Me siento feliz", prosigue, "estoy contento con el gol y la victoria conseguida. Parecía que el nombre de Estonia no decía nada, pero se ha demostrado que no te puedes quedar parado un instante ante ningún equipo. Nos han agobiado y si no nos hubiéramos empleado al máximo nivel... ¿Quién sabe?".

Lo que no sabía el delantero es que el tanto ante Estonia le sitúa con una media goleadora con la roja por encima de la de Raúl, el máximo goleador de la selección, pero por detrás de Zarra (un gol por partido) y Di Stéfano (0,74). La media de Villa con la roja es de 0,57 goles por encuentro. "La verdad es que los récords son importantes, son historia viva del fútbol y es un orgullo que, a partir de ahora, pueda alcanzar a mitos del fútbol".

De los pocos debates que subsisten de la etapa anterior, está el tema del sistema ideal: jugar con uno o dos delanteros es la cuestión. Del Bosque corrigió ante Estonia el sistema en la segunda parte y el juego fue más fluido cuando el equipo se quedó con un delantero (Torres) sobre el césped.

"Intentamos hacerlo siempre lo mejor posible para llevar a España lo más alto"

"Es cierto que en algunas ocasiones no caímos demasiado a las bandas para crear espacios y que apareciera la segunda línea", señalaba el seleccionador tras el partido en clara referencia a que los delanteros estuvieron demasiado estáticos. "Hay muchos jugadores y muchas variantes. Del Bosque estará muy contento de tener a todos los buenos jugadores con los que contamos. Nosotros intentamos hacerlo siempre lo mejor posible para llevar a España lo más alto", añadía Villa.

Pero a la hora de afirmar si a él le gusta jugar mejor solo que acompañado, Villa sonríe: "Ya estamos. Esto es lo de siempre. Yo creo que depende de las fases del partido hay que ir perfilando algunas cosas. Pero ayer era un campo pequeño, un rival físico que iba muy fuerte a por todo y que se cerraba atrás. No busquéis más", dijo.