Sábado, 11 de Octubre de 2008

Estados Unidos saca a Corea del Norte de la lista de países terroristas

EFE ·11/10/2008 - 15:16h

EFE - El anuncio se produce mientras se espera que EE.UU. confirme que sacará a Corea del Norte de su lista de países patrocinadores del terrorismo de manera provisional, dentro de un acuerdo para rescatar las negociaciones para que Pyongyang renuncie a sus proyectos atómicos.

EEUU eliminará a Corea del Norte de su lista de países terroristas después de que este país ha accedido a abrir sus instalaciones nucleares a la inspección internacional, anunció hoy el Departamento de Estado.

Según informó el portavoz del Departamento de Estado, Sean McCormack, la medida se adopta después de intensas consultas con los socios de las conversaciones multipartitas para la desnuclearización de Corea del Norte: Rusia, EEUU, Japón, China y las dos Coreas.

Corea del Norte, por su parte, ha accedido a abrir sus instalaciones nucleares a los inspectores internacionales y a dar un "papel importante" al OIEA en el proceso para verificar su desnuclearización, explicó McCormack.

Según McCormack, "cada aspecto de la verificación que nos interesaba está incluido en este acuerdo".

Pyongyang había accedido a desmantelar su programa nuclear en un acuerdo alcanzado en 2005 en las conversaciones a seis bandas.

EEUU indicó posteriormente que estaba dispuesto a retirar a ese régimen de su lista de países patrocinadores del terrorismo como parte de las recompensas diplomáticas al desmantelamiento.

Pero ambos países se enzarzaron en una disputa acerca de cómo verificar el desmantelamiento, a raíz de la cual Pyongyang anunció que retomaba su programa atómico.

Rice habló el viernes con sus colegas de China, Corea del Sur, Japón y Rusia para tratar sobre la medida, que se forjaba desde que la semana pasada regresó de una visita a Corea del Norte el principal representante de EEUU en las negociaciones, Christopher Hill.

La retirada de Corea del Norte de la lista de países patrocinadores del terrorismo podría encontrar resistencia dentro del Congreso estadounidense, en especial entre el ala republicana más conservadora, que puede opinar que se cede mucho a Pyongyang a cambio de poco.