Sábado, 11 de Octubre de 2008

La mujer del retrato "La duquesa fea" sufría de verdad una deformación facial

EFE ·11/10/2008 - 13:24h

EFE - La mujer retratada en el famoso cuadro conocido como "La duquesa fea", del pintor flamenco Quentin Massys , sufría de verdad una deformación facial fruto de una rara forma de la enfermedad de Paget, reveló hoy el diario británico "The Guardian".

La mujer retratada en el famoso cuadro conocido como "La duquesa fea", del pintor flamenco Quentin Massys, sufría de verdad una deformación facial fruto de una rara forma de la enfermedad de Paget, reveló hoy el diario británico "The Guardian".

"Una mujer vieja y grotesca", título real de la obra, forma parte de la exposición "El retrato del Renacimiento", que, tras su paso por el Museo del Prado de Madrid, puede visitarse desde el próximo miércoles en la National Gallery de Londres.

Los comisarios de la muestra están además entusiasmados con otro descubrimiento hecho en relación con el famoso retrato: la teoría largamente mantenida de que Massys (hacia 1466-1530) copió a Leonardo da Vinci (1452-1519) está equivocada.

Más bien, fue el pintor italiano o uno de sus seguidores quien imitó al artista flamenco.

La enfermedad de Paget, también conocida como osteítis deformante y nombrada en honor al cirujano británico James Paget que la describió por primera vez en 1876, es un trastorno que consiste en la destrucción y la regeneración anormal del hueso, lo cual causa deformidad.

Normalmente afecta a la parte inferior del cuerpo, pero, en el caso de la mujer retratada por Massys, la dolencia le agrandó los huesos de la mandíbula, extendió su labio superior y empujó hacia arriba su nariz, además de afectar a sus manos, su frente y las cuencas de sus ojos.

A esa conclusión han llegado el catedrático emérito de Cirugía de la University College London Michael Baum y uno de sus alumnos, Crhistopher Cook, tras investigar el retrato.

"Esta mujer debió haber sido muy muy desafortunada", declara Baum al rotativo británico.

En su opinión, la deformación habría ocurrido hacia la parte final de la vida de la mujer, que pudo incluso haber sido bella antes de sufrir la dolencia.

Baum cree además que la modelo del retrato debía ser una mujer "muy poderosa", incluso "una duquesa real": "Creo que el artista recibiría una suma considerable por hacerla, porque, ¿quien iba a comprar una pintura como ésta?

El otro descubrimiento, hecho por la National Gallery, tira por tierra una teoría según la cual Massys imitó en su famosa obra dos dibujos leonardescos que se cree que reflejan una pintura original del genio renacentista fechada alrededor del 1490.

Considerado uno de los primeros caricaturistas modernos, Leonardo, al igual que Massys, estaba interesado en la fealdad.

"Ahora podemos decir con confianza que Leonardo -o, al menos, uno de sus seguidores- copió la maravillosa pintura de Massys, no al contrario. Este es un hallazgo muy apasionante", dijo la comisaria de la exposición, Susan Foister.

Los investigadores han descubierto que el pintor flamenco hizo correcciones según avanzaba en su obra, lo que sugiere que estaba haciendo un estudio de cerca, es decir, pintando directamente de la observación de la modelo.