Viernes, 10 de Octubre de 2008

Los pacientes en estado mínimamente consciente perciben el dolor

Reuters ·10/10/2008 - 16:48h

Por Anthony J. Brown

Un estudio de la actividad cerebral sugirió que los individuos en estado de mínima conciencia pueden percibir el dolor y que, por lo tanto, deberían recibir medicamentos analgésicos.

El estudio empleó controles con tomografías por emisión de positrones (TEP), que son altamente sensibles, para analizar la actividad cerebral.

Cada año, sólo en Estados Unidos, más de 200.000 personas padecen lesiones cerebrales graves, las cuales les generan un daño neurológico importante. Cerca de la mitad de esos pacientes perderá la capacidad de vivir sin depender de otros.

Algunas personas con daño cerebral permanecen durante años en lo que se denomina "estado vegetativo", sin presentar evidencia de conciencia sobre el mundo exterior. También existen pacientes en estado "mínimamente consciente". que presentan signos ocasionales e inconsistentes de conciencia.

El estudio actual, publicado en The Lancet Neurology, observó a pacientes mínimamente conscientes, así como también a otros que estaban en estado vegetativo.

"El principal hallazgo es cómo los cerebros de estos pacientes mínimamente conscientes respondían al dolor de una forma similar a la de (una persona sana) y cuán diferente es eso a lo que observamos en los pacientes en estado vegetativo, aunque (...) ambos tipos de pacientes son clínicamente muy, muy similares", dijo a Reuters Health el doctor Steven Laureys.

Laureys, experto de la Universidad de Lieja en Bélgica, dijo que este estudio es el primero que usa la TEP "para medir directamente la respuesta cerebral a estímulos potencialmente dolorosos (...) en pacientes mínimamente conscientes que, por definición, no pueden decir si algo les duele".

El estudio incluyó a cinco pacientes mínimamente conscientes, a 15 en estado vegetativo y a 15 personas saludables que actuaron como grupo de comparación.

El equipo midió la respuesta cerebral a la estimulación eléctrica dolorosa de un nervio de la mano a través de las TEP.

Los autores hallaron que las respuestas cerebrales al dolor en los pacientes mínimamente conscientes eran similares a las de las personas saludables. En el grupo en estado vegetativo, en cambio, fue mucho más débil.

"Desde mi punto de vista, nuestros resultados deberían ser interpretados como una fuerte evidencia a favor de la conservación de la percepción del dolor y por ello debería alentarse a los médicos a que utilicen analgésicos aún si los pacientes no pueden decir si sienten dolor", finalizó Laureys.

FUENTE: The Lancet Neurology, online 6 de octubre del 2008